Trump acusa a China de intentar manipular las próximas elecciones en EE.UU.

blank
blank

El presidente Donald Trump acusó a China de intentar manipular las elecciones legislativas que se celebrarán en noviembre en EE.UU. y achacó ese intento de influencia en los comicios al “desafío” que Washington ha hecho a Pekín en la arena comercial.

“Por desgracia, hemos determinado que China ha estado tratando de influir en las próximas elecciones de 2018 que serán en noviembre, contra mi Administración”, dijo Trump durante una sesión del Consejo de Seguridad de la ONU centrada en la no proliferación de armas de destrucción masiva.

TE PUEDE INTERESAR: ¿A cuánto está el cambio del dólar al peso hoy 26 de septiembre y por qué?

“Soy el primer presidente que ha desafiado a China”

“No quieren que yo gane o que nosotros ganemos porque soy el primer presidente que ha desafiado a China en comercio y estamos ganando en comercio, estamos ganando en todos los niveles. No queremos que se entremetan o interfieran en nuestras próximas elecciones”, añadió.

Hace dos semanas, el director de inteligencia nacional de EE.UU., Dan Coats, aseguró que el Gobierno había visto “señales” de posibles intentos de injerencia en las elecciones legislativas de noviembre por parte de Rusia y China, mientras que habían detectado que Irán y Corea del Norte tenían “la capacidad potencial” de hacerlo.

TE PUEDE INTERESAR: Trump estaría dispuesto a reunirse con Nicolás Maduro en Nueva York

Las agencias de inteligencia habían señalado a China como posible responsable de ataques al sistema electoral.

Esta es la primera vez que Trump acusa directamente a un país de interferir en ese proceso.

En las elecciones legislativas, que se celebrarán el 6 de noviembre, se renueva la Cámara de Representantes por completo y un tercio del Senado.

El FBI, la CIA y la Agencia de Seguridad Nacional (NSA), las principales agencias de inteligencia de EE.UU., sostienen que el presidente ruso, Vladímir Putin, ordenó influir en los comicios de 2016 porque sentía una “clara” preferencia por Trump y quería que el magnate ganara frente a su rival demócrata, Hillary Clinton.

Moscú niega esas acusaciones, mientras que Trump considera que esas alegaciones forman parte de una “caza de brujas”.

Seguir leyendo: Siguiente >

Seguir leyendo:
Siguiente >

Search

+
blank