Trabaja duro, vive bien: 12 lecciones de vida que los niños aprenden de sus padres trabajadores

Los niños tiene la capacidad de adquirir todo tipo de habilidades y lecciones. Te prorpocionamos algunas lecciones que asimilan en (...)

 Síguenos en Youtube
Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
Shutterstock

Los padres trabajadores son nuestros héroes. Ya que el 16 de septiembre es el Día de los Padres Trabajadores, estamos celebrando las lecciones que estas mamis y papis les dejan a sus hijos. Varios estudios han demostrado que los hijos de padres trabajadores salen mejor en la escuela, tienen más éxito en sus carreras y una satisfacción profesional alta. ¿Quién no quiere eso para sus hijos?

La co-presentadora de Home and Family del Hallmark Channel, Cristina Ferrare, le dice a Working Parents Magazine: “Mi esposo trabaja y yo trabajo. Pero tomo trabajos que me permiten balancear la vida familiar y el trabajo. Esto a veces significó aceptar esos trabajos de televisión en los que ocasionalmente podía llevar a mis hijos conmigo al set.” Ahora, no estamos aquí para empezar a discutir si es mejor quedarse en casa o trabajar, pero en honor a este día, te damos 12 lecciones de vida que los niños aprenden de sus padres trabajadores.

1. Organiza tu tiempo

Shutterstock

Como ya sabes, ser un padre trabajador significa equilibrar a los niños, las tareas del hogar, tu empleo, tu esposo, el cuidado de los niños y mucho más. Rápidamente te vuelves súper eficiente y organizada con tu tiempo, algo que tus hijos aprenden de ti al verte durante tu vida diaria.

2. ¡Lecciones de igualdad!

De acuerdo a HealthyChildren.org, “Cuando ambos padres trabajan, hay un potencial para una igualdad más grande en los roles de esposo y esposa. Dependiendo de la naturaleza de los trabajos de los padres, así como los valores familiares, los padres pueden asumir más responsabilidad en el cuidado de los hijos y las labores del hogar de lo que es tradicional.” ¡Nos encanta como suena eso!

3. Vive tus sueños

Una mujer en su trabajo
Shutterstock

Solía pasar que una vez que una mujer tenía hijos, renunciaba a todo lo que alguna vez quiso en su carrera para convertirse únicamente en mamá. Esos días se han terminado. Ahora, al mantener y nutrir tu carrera, le muestras a tus hijos que puedes ser una madre y mantener vivos tus sueños.

4.  Haz que cada segundo cuente

Es cierto que los padres trabajadores pasan menos tiempo con sus hijos pero lo que importa es lo que haces con ese tiempo, ¿no? Así que estos niños ven que el tiempo familiar debería ser tiempo de calidad, y cada momento juntos debería ser valorado.

5. Actitud “lo puedo hacer” en el trabajo

Una señora en escritorio de trabajo
Shutterstock

Como un padre trabajador, a menudo tienes que permanecer positiva y determinada incluso cuando te sientes mal. Lidias con la misma privación de sueño y transformación de identidad que los padres que se quedan en casa pero tienes que hacerlo mientras mantienes una cara profesional y una actitud de “lo puedo hacer”.

6. El valor del trabajo duro

Los hijos de padres trabajadores ven a sus padres trabajar duro y entienden que están ganando dinero para proveerlos, así que aprenden el valor del dinero y del trabajo.

7. Lecciones de compromisos

Shutterstock

Verte llevar a cabo tus obligaciones profesionales hace que tus hijos aprendan la importancia de respetar nuestras responsabilidades en la vida. Además, sin duda harás compromisos con tus hijos, como llevarlos al museo en tu día libre, y ellos verán que cumplas esas promesas una y otra vez.

8. Haz lo que sea correcto para ti

Si no quieres quedarte en casa, no deberías. Poner a tus sueños a un lado cuando no es lo que quieres podría causar que tengas resentimientos hacia tus hijos. Y ellos sentirán eso y su comportamiento lo reflejará, haciendo que tu trabajo sea mucho más miserable. Trabajar cuando quieres trabajar le demuestra a tus hijos que todos son diferentes y que todos deberíamos buscar lo que nos hace felices.

9. Tómate un tiempo para ti mismo

Los pies de una persona que descansa del trabajo
Shutterstock

Todos somos mejores padres cuando nos tomamos un tiempo para nosotros. Y los niños se beneficiarán de esto porque serás una persona más equilibrada y feliz.

10. Independencia

Seas un padre soltero o parte de una pareja, cuando trabajas hay una sensación de independencia y autoconfianza de la que tus hijos pueden aprender.

11. Las cosas buenas de la vida cuestan dinero

Shutterstock

Nos gusta recordarles a nuestros hijos de vez en cuando que, si quieren que les compremos cosas, tenemos que ir al trabajo. Este podría no ser el mensaje más cálido pero es práctico y es importante que ellos entiendan esto tan pronto como sea posible.

12. El tiempo familiar es sagrado

Hacemos un compromiso de hacer del tiempo familiar algo sagrado. Dejamos a un lado nuestros teléfonos, apagamos la TV y nos aseguramos de que estemos aprovechando el tiempo familiar limitado que tenemos. Esta es una lección importantísima que tus hijos deben aprender.

Etiquetas: ,
Continua artículo relacionado