10 formas naturales para calmar tu dolor causado por hemorroides

Las hemorroides atacan cuando uno menos se lo espera. Aquí te ofrecemos unos cuantos remedios para estas para que así puedas tener (...)

 Síguenos en Youtube
Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
Shutterstock
Las hemorroides se producen cuando existe una inflamación en las venas que rodean al ano, y pueden causar molestias desde leves hasta severas; estas últimas, afectan de manera considerable la calidad de vida de las personas, produciendo dolor, incomodidad y malestares generalizados. Por eso, es importante saber cómo reducir las molestias y el dolor para llevar una vida más cómoda, y es por eso que te presentamos 10 remedios naturales para aliviar el dolor ocasionado por las hemorroides: ¡Aplícalos y nota la diferencia!

Baño de asiento

Tomar un baño de asiento ayudará a calmar los dolores asociados con las hemorroides; un baño de sitz, por ejemplo, es recomendado por los expertos para momentos de crisis ocasionados por las hemorroides o fisuras anales. Para realizarlo de manera adecuada, se requiere de un proceso estricto de limpieza de la tina que se ha de usarse; al agua se le pueden aplicar medicamentos, en caso de que el médico de cabecera lo recomiende, y esta deberá cubrir únicamente la zona de los glúteos.

El psyllium ayuda

Shutterstock

Este suplemento está compuesto de fibra soluble, la cual favorece una dieta balanceada que previene la aparición de las hemorroides o, bien, la inflamación severa de las venas que rodean al ano produciendo heces más suaves. Al consumir el Psyllium, las personas afectadas por las hemorroides expulsarán con mayor facilidad las heces; lo mejor de todo es que es posible incorporar este suplemento a los alimentos diarios.

Aloe Vera para tratar las hemorroides

El Aloe Vera ha comprobado ser uno de los ingredientes más favorables para la eliminación de los dolores y molestias ocasionadas por las hemorroides, siempre y cuando se trate de un compuesto al menos 95% natural. Una manera de utilizar el Aloe Vera es por medio de geles fáciles de conseguir en supermercados o farmacias, los cuales se aplican delicadamente de manera externa antes de dormir.

Sales de Epsom

Shutterstock

Entre las molestias más comunes de las hemorroides se encuentran la picazón, el ardor y el dolor, síntomas que pueden ser eliminados con un baño tibio con sales de Epsom. Las sales de Epsom se utilizan desde tiempos ancestrales para contrarrestar los efectos de golpes, heridas y malestares, pues uno de sus componentes principales es el magnesio, un compuesto que fortalece los huesos y mejora la salud cardiovascular, entre otras cosas.

Aceite de coco es un gran apoyo contra las hemorroides

El aceite de coco no solo es fácil de conseguir, sino que es muy útil para tratar el dolor relacionado con las hemorroides, y es utilizado como una parte muy importante del tratamiento. En algunos casos, se recomienda aplicar aceite de coco en la zona afectada, ya que este paso ayudará a reducir la irritación y la inflamación, además de que evitará que aumente la molesta sensación de ardor.

Compresas de hielo

Compresa con hielo que ayuda con hinchazón
Shutterstock

En casos extremos, las compresas de hielo son un gran aliado para reducir la inflamación, dolor y ardor en la zona del ano cuando las hemorroides tienen un gran tamaño o causan una gran molestia. Debes tener presente que el hielo nunca debe, por ningún motivo, hacer contacto directo con dicha zona; la indicación más frecuente es la de cubrir el hielo con una toalla y aplicar cada 15 minutos hasta que las molestias disminuyan.

Bolsas de té

Como puedes notar, existen diversos métodos naturales para tratar las hemorroides de forma natural y no invasiva, y, aunque no lo creas, una de ellas lo único que requiere es ¡una bolsa de té! Al igual que las compresas de hielo, las bolsas de té deberán ser aplicadas suavemente en la zona afectada cada 10 o 15 minutos, cuidando que el agua en el que remojaste el té tenga una temperatura adecuada; de lo contrario podrías lastimarte más.

Agua tibia te ofrece alivio contra las hemorroides

Agua de regadera como concepto de ayuda para la relajación
Shutterstock

Los baños de asiento pueden estar acompañados de sales de Epsom o con algún medicamento indicado por el médico, pero siempre verificando que el agua esté limpia y tibia. Estos baños de asiento con agua tibia pura pueden favorecer la disminución de la hinchazón y el dolor; dependiendo de la gravedad del caso, y es posible aplicarlos de una a tres veces al día.

Papel de baño simple

En muchas ocasiones, el papel de baño está acompañado de aromatizantes artificiales o de una textura que puede propiciar la inflamación y el ardor provocado por las hemorroides. Una opción para los pacientes que padecen de esta condición es adquirir toallas húmedas, ya sea indicadas por el médico o por personal especializado, pues estas se adaptarán mejor a la zona.

Cuidar la postura

Hombre con mano en su espalda para ayuda para el dolor
Shutterstock

La postura será una de las formas más naturales para prevenir la aparición de las hemorroides o, bien, para conseguir que estas provoquen molestias en las actividades cotidianas. Una postura recomendada es la de acostarse en el piso y acercar los glúteos a la pared tanto como sea posible; con las piernas apoyadas en la pared, el paciente estimulará la circulación de la zona anal y sentirá un alivio prolongado sin necesidad de medicamentos ni intervenciones.

Etiquetas: ,
Continua artículo relacionado