Gobierno de Trump planea tomar muestras de ADN de inmigrantes detenidos

  • El Gobierno de Trump propone recolectar la información genética de los inmigrantes que se encuentran detenidos y enviarla a una base de datos del FBI específica para maneja delincuentes violentos.
  • La recolección de ADN aplicará para casi todos los migrantes que cruzan los puntos de entrada oficiales y que se encuentran recluidos incluso temporalmente.
  • Los grupos de derechos civiles han expresado su preocupación por el mal uso de los datos y es probable que la nueva política conduzca a acciones legales.

El gobierno de Trump planea recolectar muestras de ADN de solicitantes de asilo y otros migrantes detenidos por funcionarios de inmigración y agregará esta información a una base de datos masiva del FBI utilizada por la policía que busca criminales, dijo un funcionario del Departamento de Justicia.

El Departamento de Justicia emitió el lunes regulaciones enmendadas que obligarían a la recolección de ADN para casi todos los migrantes que cruzan los puntos de entrada oficiales y que se encuentran recluidos incluso temporalmente, según reseñó The Associated Press.

El funcionario dijo que las reglas no se aplicarían a los residentes legales permanentes o cualquier persona que ingrese legalmente a los EE. UU.

Adicionalmente, indicó que los niños menores de 14 años están exentos, pero no está claro si los solicitantes de asilo que pasan por cruces oficiales estarán exentos.

El funcionario habló con The Associated Press bajo condición de anonimato antes de que se si dieran a conocer estos reglamentos.

Los funcionarios de Seguridad Nacional dieron un amplio resumen del plan para expandir la recolección de ADN en la frontera hace dos semanas, pero no estaba claro si los solicitantes de asilo serían incluidos o cuándo comenzaría.

La nueva política del gobierno de Trump permitiría al gobierno acumular una gran cantidad de datos biométricos sobre cientos de miles de migrantes, planteando importantes preocupaciones de privacidad y preguntas sobre si dichos datos deberían ser obligados incluso cuando una persona no es sospechosa de un delito que no sea cruzar la frontera ilegalmente.

Los grupos de derechos civiles ya han expresado su preocupación por el mal uso de los datos y es probable que la nueva política conduzca a acciones legales.

Los funcionarios de justicia esperan tener un programa piloto en vigencia poco después de que finalice el período de comentarios de 20 días y expandirse desde allí, dijo el funcionario. Las nuevas regulaciones serán efectivas el martes.

Los funcionarios del gobierno de Trump dicen que esperan resolver más crímenes cometidos por inmigrantes a través de la mayor colección de ADN de un grupo que a menudo puede pasar desapercibido.

El funcionario de Justicia también dijo que sería un elemento disuasorio: el último paso destinado a disuadir a los migrantes de intentar ingresar a los Estados Unidos entre cruces oficiales agregando obstáculos al proceso de inmigración.

Actualmente, los funcionarios recolectan ADN de forma mucho más limitada, cuando un migrante es procesado en un tribunal federal por un delito penal. Eso incluye el cruce ilegal, un cargo que ha afectado principalmente a adultos solteros.

Los migrantes acompañados por niños generalmente no son procesados ​​porque los niños no pueden ser detenidos.

Archivado como: Gobierno de Trump

Seguir leyendo: Siguiente >

Seguir leyendo:
Siguiente >

Search

+