Vuelo 502: El avión que viajó en el tiempo y perdió 17 minutos inexplicables

  • Tras 40 años, la desaparición por 17 minutos del vuelo 502 de Valencia a Bilbao en España, continúa sin explicación.
  • El vuelo 502 ingreso en una nube luminosa y compacta, experiencia que jamás había vivido en toda su trayectoria el experimentado piloto Carlos García Bermudez.
  • La autora del libro “Viajando en el tiempo”, explica este tipo de hechos como episodios de teletransportación.

Muchos han sido los acontecimientos insólitos que se han suscitado en el cielo, desde sonidos como trompetas relacionadas con el fin del mundo, naves misteriosas y aviones que han viajado en el tiempo. Así fue el caso del vuelo 502, el cual perdió inexplicablemente 17 minutos.

A pesar de los 40 años que ya han pasado, se sigue recordando el caso de este vuelo con ruta de Valencia a Bilbao en España. 

El 31 de enero de 1978, un avión de la extinta aerolínea Avianco deseaba aterrizar en Bilbao, sin embargo, recibió indicaciones de aterrizar en Santander. Al mando del avión estaba el experimentado piloto, Carlos García Bermúdez, quien al recibir la orden de dirigirse a Santander, elevó la nave a 3,000 mil pies. Sin embargo, por una espesa capa de nubes el aterrizaje parecía difícil de realizar. De repente, una enorme nube lenticular aparecía frente a ellos y se decidió avisar a los pasajeros de posible turbulencia e indicarles utilizarán el cinturón de seguridad.

Vuelo 502

shutterstock

A pesar de sus años de experiencia y horas de vuelo, para el piloto Carlos García, esta nube era particularmente rara, muy brillante y compacta. Tanto el piloto como su copiloto, Antonio Pérez, para poder ver con normalidad, tuvieron que hacer uso de sus gafas oscuras. Definitivamente estaban ante una situación inusual.

Al ingresar en la misteriosa nube, las brújulas electrónicas, el radar meteorológico, la radio y el cuentamillas, dejaron de funcionar sin ninguna explicación. La escena parecía como si hubieran entrado a una zona compleja como el triángulo de las Bermudas. Para ese momento, el avión se encontraba a 22 millas de Bilbao, de repente, el contador de millas empezó a funcionar al revés. Prácticamente se encontraban volando pero sin avanzar, no se podía escuchar nada y tampoco podían transmitir o comunicarse con alguien. Durante 7 minutos, la tripulación y pasajeros estuvieron viviendo un verdadero momento de tensión. 

Sin embargo, una vez que el avión salió de la nube, era como si nada hubiera pasado. Todo había vuelto a la normalidad. 

Seguir leyendo: Siguiente >

Seguir leyendo:
Siguiente >

Search

+