Trump va a su club de golf mientras Washington celebra el funeral de McCain (FOTOS)

El presidente Donald Trump se dirigió hoy a su club de golf en Loudoun County (Virginia), al noroeste de Washington, mientras autoridades, familiares y exmandatarios estaban en el funeral del senador republicano John McCain en la capital del país.

La caravana presidencial salió de manera inesperada de la Casa Blanca a las 10:35 hora local (14:35 GMT), tiempo en el que Meghan McCain ofrecía unas palabras en memoria de su padre en la Catedral de Washington, a pocos kilómetros de distancia.

En su discurso, Meghan McCain reivindicó “la grandeza” de Estados Unidos y aseguró que el país al que representó y defendió su padre “no necesita ser grande de nuevo, porque siempre lo fue”, en una clara alusión al conocido lema de campaña de Trump “Haz a Estados Unidos grande de nuevo” (Make America Great Again).

 

PUEDE INTERESARTE: ÚLTIMA HORA: Operativos en Medio Oeste de EE.UU. dejan 364 arrestados

 

Meghan McCain fue la primera en intervenir en el último de los homenajes celebrados en nombre del senador, en el que hoy se reunieron familiares, amigos, políticos y los expresidentes Barack Obama, George W. Bush y Bill Clinton para despedirse del histórico legislador.

 

RELACIONADO: Trump asegura que no hay necesidad de incluir a Canadá en nuevo pacto comercial

 

Hace meses, conocedor de la gravedad de su cáncer cerebral, el senador McCain pidió explícitamente que el mandatario no fuera invitado a sus exequias, después de duros enfrentamientos políticos con él, tras lo que Trump llegó a insultarlo duramente a través de las redes sociales.

No obstante, a la ceremonia sí acudieron la hija del presidente, Ivanka Trump, y su esposo, Jared Kushner, así como varios miembros de la Casa Blanca, como el jefe de gabinete, el general John Kelly, y el secretario de Defensa, James Mattis.

 

Funeral de McCain: Obama habla del senador

En las primeras filas del templo se sentaron Bill y Hillary Clinton; Barack y Michelle Obama; George y Laura Bush.

 

 

En su intervención, Bush destacó el “respeto” de McCain hacia “la dignidad inherente en cada vida, una dignidad que no se detiene en las fronteras y que no puede ser borrada por los dictadores”, y subrayó el profundo desprecio que profería el senador hacia “el abuso de poder”.

“Era honorable, siempre reconociendo que sus oponentes todavía eran patriotas y seres humanos. Amaba la libertad con la pasión de un hombre que conocía su ausencia”, agregó el expresidente, en alusión al tiempo que McCain pasó como prisionero de guerra en la Guerra de Vietnam.

Minutos más tarde fue el turno de Obama, quien en un discurso un poco más largo, insistió en el sentido de Estado que desplegó McCain a lo largo de su vida, algo que, pese a sus desacuerdos, los hizo estar “en el mismo equipo”.

funeral McCain

 

Obama recordó las batallas electorales que tanto él como Bush libraron contra McCain en su camino a la Casa Blanca, una pelea que, según dijo, les hizo “mejores presidentes”.

El exmandatario quiso también recordar a su viejo rival con una sonrisa, y aseguró a los asistentes que prueba de la “irreverencia” del senador, era su deseo de reunirle a él y al expresidente Bush para dar un discurso público en el mismo acto, su funeral.

“A John le gustaba ser impredecible, incluso un poco irreverente. No tenía interés en conformarse con una versión prefabricada de lo que debería ser un senador”, dijo Obama.

“Después de todo -bromeó el exmandatario-, ¿qué mejor manera para obtener una última risa que hacer que George y yo digamos cosas buenas de él a una audiencia nacional?”.

Según la revista People en Español Obama se refirió a la política actual como algo “pequeño, insignificante, malévolo que promovía la controversia y el odio”, palabras que sin mencionar su nombre, tal vez iban claramente dirigidas a Trump y su forma polémica de gobernar.

[anvplayer video=”4474255″ station=”CMG MundoHispanico”]

Search

+