Taco Bell retira 2.3 millones de libras de carne de res por virutas de metal

  • Taco Bell retira carne sazonada por virutas de metal
  • La carne fue a restaurantes Taco Bell en 21 estados.
  • La empresa retiró 1,150 toneladas de carne sazonada después de que al menos tres clientes encontraron virutas de metal.

Taco Bell retira carne de res por contener virutas de metal, pues 2.3  millones de libras que se usan en los burritos y tacos se han eliminado de los restaurantes 21 estados del Medio Oeste oriental, las regiones del sudeste y noreste del norte.

Según el USDA, Kenosha Beef International, con sede en Columbus, Ohio, está retirando del mercado “una cantidad indeterminada de productos de carne sazonada”, que se produjeron en varias fechas del 20 de septiembre al 4 de octubre. La carne se usa en tacos y burritos y viene en cajas que contienen ocho bolsas de plástico de cinco libras.

Kenosha Beef International retiró los productos por la preocupación de que puedan estar contaminados con virutas de metal, dijo en un comunicado de prensa el Servicio de Inspección y Seguridad Alimentaria del Departamento de Agricultura de los Estados Unidos.

Las bolsas de carne fueron enviadas desde el proveedor a cinco centros de distribución en Michigan, Nueva Jersey, Nueva York, Ohio y Virginia, y, de ahí, luego a restaurantes en todo el país, dijo el USDA.

La cadena de restaurantes anunció el martes que había retirado voluntariamente alrededor de 2.3 millones de libras de carne sazonada. Para el lunes, el 100% del producto había sido retirado de todos los restaurantes, según un comunicado de prensa de Taco Bell.

La compañía asegura que toda la carne ha sido retirada y que el problema se descubrió después de que un cliente encontrara una viruta metálica en su comida. Hubo dos quejas más por parte de clientes, pero ya estaba en proceso la eliminación de la carne afectada.

“Tan pronto como recibimos la primera queja del consumidor, actuamos de inmediato para eliminar el producto de los restaurantes afectados y trabajamos de manera proactiva con el proveedor para informar al USDA sobre nuestros pasos para proteger a nuestros clientes”, dijo Julie Masino, presidenta de Taco Bell para Norteamérica. “Nada es más importante que la seguridad de nuestros clientes, y nada significa más para nosotros que su confianza”.

Seguir leyendo: Siguiente >

Seguir leyendo:
Siguiente >

Search

+