8 señales de que estás siendo demasiado sarcástica

El sarcasmo de vez en cuando no está mal, pero cuando lo haces con frecuencia puede ocasionar que las personas a tu al rededor se (...)

 Síguenos en Youtube
Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
Shutterstock

Según ciertas investigaciones, los niños pueden llegar a ser sarcásticos desde una edad tan temprana como los cuatro años, y se ha demostrado que la exposición al sarcasmo puede mejorar las habilidades de resolución de problemas. Así que cuando tu chiquillo de kínder te haga una mueca y diga algo sarcástico, intenta no asustarte; sólo está siendo precoz.

Ser sarcástico parece ser esencial en nuestra sociedad moderna. “Nuestra cultura en particular está llena de sarcasmo,” dice Katherine Rankin, una neuropsicóloga de la Universidad de California en San Francisco. “Las personas que no entienden el sarcasmo son notadas inmediatamente. No lo entienden. No son socialmente adeptas.” ¿Así que dónde se pinta la línea entre socialmente adepto y excesivamente sarcástico? Si te ves a ti misma en cualquiera de las siguientes afirmaciones, pues… ya sabes.

1. Películas como Diario de una pasión te dan escalofríos

Mujer con cara sarcástica
Shutterstock

¿Es porque los momentos emocionales te hacen sentir incómoda o simplemente tienes una necesidad compulsiva de decir bromas ingeniosas? Para muchas personas, ser sarcástico es un mecanismo de defensa que les permite negarse a las situaciones emocionales.

2. Tienes que morderte la lengua MUY seguido debido a tu sarcasmo

El sarcasmo está bajo todo lo que dices. Tienes que luchar contra él en el trabajo, las reuniones familiares y otras ocasiones en las que la sinceridad es necesaria.

3. Eres conocida por haber hecho a chicos sensibles llorar en la primera cita

Dedos con rostros pintados tristes por sarcasmo
Shutterstock

Si el chico espera que haya mucho agarre de manos y notas cariñosas le espera un terrible despertar. Tu idea de afecto es llenarlo de mensajes y tweets sarcásticos y esperas lo mismo a cambio.

4. Cuando dices las cosas en serio nadie te cree

Ser sarcástica simplemente es tu naturaleza, la gente lo espera de ti. Si intentas hablar con seriedad todos esperan el comentario sarcástico.

5. Cuando estás con tus amigos, los extraños lucen intranquilos

Shutterstock

Tú y tus amigos están acostumbrados a una batalla creciente de comentarios sarcásticos. Pero todos los demás en el restaurante piensan que están a un paso de empezar a golpearse.

6. Siempre lastimas a los que amas

No puedes decir Te amo sin girar los ojos o agregar comillas en el aire… incluso cuando lo dices en serio. 

7. Todos tus “mensajes” están repletos de “comillas” de sarcasmo

Shutterstock

Ser sarcástico es mejor cara a cara. La magia está en el lenguaje corporal y en el tono.

8. Vives para molestar con tu sarcasmo

Pasas tus días soñando con comentarios sarcásticos que podrías decirle a tus amigos y enemigos. Algunos comentarios sarcásticos bien dichos alegrarán tu día.

Etiquetas: ,
Continua artículo relacionado