Restos humanos encontrados en El Álamo en Texas desatan batalla legal

  • Batalla en El Álamo: Los cuerpos de tres hombres enterrados fueron encontrados de manera accidental durante una serie de trabajos de remodelación en la zona histórica de la Independencia de Texas.
  • La organización Nación Tap Pilam Cohuitelcan, herederos de los nativos americanos, presentó una demanda para que se detengan los trabajos por respeto al lugar ya que lo consideran tierra sagrada.
  • El juez federal que recibió la demanda la desechó, sin embargo con el descubrimiento del entierro la demanda podría tomar un nuevo impulso en los tribunales federales.

El Comité Asesor Arqueológico de la Misión de El Álamo reveló que tres cuerpos fueron encontrados enterrados en el lugar.

De acuerdo a un comunicado de prensa que emitió el comité, que depende directamente de la ciudad de San Antonio, Texas, para preservar el sitio histórico, los cuerpos de un adulto, un adolescente y un bebé fueron descubiertos luego de una serie de excavaciones en el lugar y que comenzaron en octubre pasado.

“Tras el descubrimiento de los restos, se activó el protocolo de restos humanos establecido desde hace mucho tiempo… y se detuvo la excavación del sitio en particular”, detalla el comunicado, emitido el viernes 13 de diciembre de 2019, sobre ese descubrimiento que reviste de particular importancia arqueológica en la historia entre Estados Unidos y México.

El Álamo, como se le conoce popularmente, fue una misión española y su construcción se remonta hacia el siglo XVII cuando los colonos españoles levantaron un fuerte e iglesia para proteger a sus tropas, sus familias y colonos de los ataques de los indios de Texas.

Posteriormente, en ese lugar se libraron algunas de las batallas entre las tropas de México, quien poseía la tierra de Texas en el siglo XIX, y los colonos llegados de Estados Unidos que apelaban a su independencia en 1836 para luego finalmente anexarse a Estados Unidos.

Esos colonos se habían asentado en Texas por invitación del gobierno del General Antonio López de Santa Ana, presidente mexicano, para repoblar la tierra.

La historia de esa anexión es contada de manera muy diferente en el sistema educativo de primaria en cada país.

En la escuela los niños al norte del Río Bravo aprenden que los colonos estadounidenses de El Álamo fueron unos héroes peleando por su libertad e independencia. Los niños al sur del Río Bravo aprenden por sus maestros que Estados Unidos les robó, abusando de su gentileza, ese territorio a México

De acuerdo al comunicado del Comité Asesor Arqueológico de la Misión de El Álamo, el hallazgo de “fragmentos de huesos humanos dispersos” detiene otras investigaciones arqueológicas en el santuario de Texas las cuales han revelado una base de una pared del siglo XVIII la cual evidencia de una misteriosa torre de vigilancia circular que podría haberse utilizado para proteger la fortaleza de la misión. Los restos están justo debajo de esa pared.

El hallazgo de los restos encontrados es muy complejo y con diferentes aristas.

Los restos fueron localizados de manera accidental durante un proyecto de renovación del sitio histórico y ahora los representantes de las tribus de nativos americanos se oponen a que se siga excavando en el lugar pues lo consideran tierra sagrada.

En El Álamo, el 6 de marzo de 1836, en la ciudad mexicana de San Antonio de Béjar se enfrentaron en una batalla 184 colonos estadounidenses en Texas contra miles de soldados de México encabezados por el propio presidente del país, el general Antonio López de Santa Ana, que ordenó masacrar a todos los defensores de la misión en una batalla que apenas duró dos horas. (Foto: Comité Asesor Arqueológico de la Misión de El Álamo)

Seguir leyendo: Siguiente >

Seguir leyendo:
Siguiente >

Search

+