Gobierno de Trump revierte política para quien patrocine niños migrantes

blank
blank


El gobierno del presidente Donald Trump cambiará la forma en que revisa a las personas que quieran cuidar de los niños migrantes que están bajo custodia gubernamental: anulando el requisito de capturar las huellas dactilares de todas las personas que vivieran bajo el mismo techo.

El requerimiento de huellas dactilares comenzó en junio como parte de la política fronteriza de tolerancia cero que derivó en la separación de unos 2,400 niños de sus padres. Los menores que fueron separados de sus padres fueron enviados a albergues hasta que un patrocinador, a menudo un padre o familiar, pudiera ser localizado y evaluado antes de recibir al menor.

TE PUEDE INTERESAR: Solicitantes de asilo en EE.UU. exigen atención

Pero el requerimiento de huellas dactilares demoró el proceso y congestionó los albergues. Patrocinadores potenciales dijeron que otras personas en casa se negaron a que se les capturaran las huellas dactilares por temor.

La información recabada es compartida con el Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE por sus iniciales en inglés), y las autoridades han utilizado las huellas para arrestar a unos 170 patrocinadores y demás personas por violaciones a las leyes migratorias.

Más de 49,000 menores de edad cruzaron la frontera sin compañía de un adulto durante el año fiscal 2018. Aunque el número total de niños que llegan a Estados Unidos es menor al máximo histórico de 2016, los menores permanecen más tiempo en los albergues y la cifra total de menores detenidos al mismo tiempo es la más alta de la historia.

MIRA TAMBIÉN: Jueces en California suponen obstáculo a políticas antiinmigrantes de Trump

El tiempo promedio que un menor permanece en un albergue se ha incrementado de 40 días durante el año fiscal 2016 a 59 días en 2018, según datos federales. Actualmente hay más de 14.000 niños en 137 albergues de todo el país.

Seguir leyendo: Siguiente >

Seguir leyendo:
Siguiente >

Search

+
blank