Omar Soto Chavira enfrenta la pena de muerte por asesinato de un policía

Compartir
Suscríbete
Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
Omar Soto Chavira enfrenta la pena de muerte por asesinato de un policía
FOTO: Oficina del Alguacil del Condado de Hockley
  • Omar Soto Chavira protagonizó un tiroteo en Texas
  • El hispano mató a un policía e hirió a otros tres
  • Está acusado de homicidio capital y por ese delito podría enfrentar la pena de muerte

Omar Soto Chavira fue acusado de homicidio capital por el asesinato del sargento de policía Josh Bartlett en Levelland, Texas. Soto Chavira, de 22 años, fue detenido tras varias horas de tensión en las que se atrincheró en una casa e intercambió disparos con los agentes que intentaban capturarlo luego de una llamada de emergencia.

Relacionado

El sargento Josh Bartlett era el jefe del Equipo de Armas y Tácticas Especiales (SWAT, por sus siglas en inglés) de la Oficina del Alguacil del Condado de Lubbock (LCSO, por sus siglas en inglés), que llegó hasta el pueblo de Levelland para apoyar a sus colegas en el arresto de Soto Chavira y quien tiene un historial de comportamiento violento con armas.

Omar Soto Chavira es acusado del asesinato de un policía

Omar Soto Chavira es acusado del asesinato de un policía
Omar Soto Chavira, de 22 años, en los últimos dos meses ha sido detenido en por lo menos tres ocasiones por diversos delitos violentos. (FOTO: Oficina del Alguacil del Condado de Hockley)

Omar Soto Chavira enfrenta el cargo de homicidio capital que, de acuerdo al Código Penal del Estado de Texas, es el único delito que se castiga con la pena de muerte a quien se declare culpable luego de que enfrente un juicio. Además, Soto Chavira enfrenta otros tres cargos por haber dejado mal heridos a otros agentes a balazos.

Hasta antes de atacar a tiros a la policía, el joven Omar Soto Chavira ya era una bomba de tiempo. De acuerdo a los registros criminales en el Condado de Hockley, en el noroeste de Texas, en los dos últimos meses el muchacho hispano había sido detenido por delitos violentos de asalto agravado con un arma de fuego en contra de miembros de su familia.

El historial violento de Omar Soto Chavira

El historial violento de Omar Soto Chavira
El sargento Josh Bartlett era el jefe del equipo SWAT, la unidad de élite, y fue abatido a balazos cuando intentaba detener a Soto Chavira. (FOTO: Oficina del Alguacil del Condado de Lubbock)

El pasado martes 29 de junio del 2021 Omar Soto Chavira fue detenido en Levelland, Texas, acusado de dos cargos de asalto agravado con un arma mortal en contra de un miembro de su familia y de resistirse al arresto. Sin embargo, el muchacho fue liberado de la cárcel del Condado de Hockley el domingo 11 de julio del 2021 tras pagar una fianza de 66,ooo dólares.

Cuatro días después de salir de la cárcel del condado, el joven Omar Soto Chavira fue el protagonista del tiroteo que puso en vilo por más de 12 horas a decenas de corporaciones policiales del noroeste de Texas, casi en la frontera con los estados de Nuevo México y Oklahoma, que hasta pidieron refuerzos.

Omar Soto Chavira ya mostraba signos de hostilidad

Omar Soto Chavira ya mostraba signos de hostilidad
FOTO: Tomada de Twitter

A las 11:00 de la mañana del jueves 15 de julio del 2021, el joven Omar Soto Chavira ya mostraba un comportamiento extraño. Un patrullero de caminoS del Departamento de Seguridad Pública de Texas (TxDPS, por sus siglas en inglés) detuvo al muchacho en su camioneta Chevrolet, en Levelland, para ponerle una multa de tráfico por manejar erráticamente.

Según reveló Albert García, jefe del Departamento de Policía de Levelland (LPD, por sus siglas en inglés), el reporte del patrullero del TxDPS que detuvo a Omar Soto Chavira detalla que el muchacho estuvo muy violento y confrontaba de modo al agente que le puso la multa ese día en al mañana. García se refirió a ese incidente durante una conferencia de prensa.

Un muchacho hispano armado y de comportamiento errático

Un muchacho hispano armado y de comportamiento errático
FOTO: Tomada de Twitter

Ese mismo jueves, horas antes del tiroteo, diversos vecinos de la ciudad de Levelland llamaron al número de emergencias a la 1:00 de la tarde para reportar que frente a la casa marcada con el 1100 de 10th Street, estaba un muchacho hispano armado y que se comportaba de manera errática. Ese fue el principio de la tragedia.

Varios patrulleros del LPD fueron enviados a la casa de Soto Chavira, en donde ya habían estado varias veces antes para detenerlo por sus ataques a su familia. Los agentes sabían que iban a enfrentarse a un hombre violento, por lo que enviaron a un agente especializado en lidiar con situaciones límite para hablar con el joven hispano y que se calmara.

Omar Soto Chavira recibe con disparos a los policías

Omar Soto Chavira recibe con disparos a los policías
FOTO: Tomada de Twitter

Los agentes encontraron a Omar Soto Chavira armado afuera de la casa y en cuanto vio a las patrullas, intentó regresar al interior del domicilio. Los agentes le ordenaron que se detuviera, pues tenían que hablar con él respecto al arma que llevaba en la mano, ya que estaba asustando a los vecinos y a su familia. La intención de los agentes era detenerlo.

Sin embargo, Omar Soto Chavira no atendió las órdenes de los policías y se paró a la puerta de su casa, apuntó a los agentes y les soltó una ronda de disparos. Los patrulleros volvieron a sus autos y devolvieron los disparos aunque el muchacho hispano ya estaba adentro de la casa, desde donde les seguía lanzando tiros.

El sargento Josh Bartlett cae a balazos al intentar el arresto

El sargento Josh Bartlett cae a balazos al intentar el arresto
FOTO: Tomada de Twitter

Albert García, el jefe del LPD, al escuchar por radio lo que enfrentaban sus agentes pidió apoyo a sus colegas del LCSO, ya que el pueblo de Levelland al ser una población pequeña no tiene agentes especializados de SWAT. Lubbock está a 30 millas al este de Levelland y los primeros en llegar fueron los agentes comandados por el sargento Josh Bartlett.

El sargento Josh Bartlett, del SWAT del LCSO, intentó aproximarse a la casa en la que estaba atrincherado Omar Soto Chavira. Sin embargo, el muchacho al ver a los agentes que iban a capturarlo los recibió con una lluvia de balas. Varios disparos hirieron al sargento Bartlett, quien cayó en la calle mientras sus compañeros lo sacaban de la zona del tiroteo.

Omar Soto Chavira descarga una lluvia de balas

Omar Soto Chavira descarga una lluvia de balas
FOTO: Tomada de Twitter

La balacera que protagonizó Omar Soto Chavira fue tan nutrida que luego de disparar sobre el sargento Josh Bartlett, también hirió a un  oficial de la Oficina del Alguacil del Condado de Hockley (HCSO, por sus siglas en inglés) y otro más del LCSO, quienes quedaron heridos en condición crítica en un hospital de Lubbock.

Un agente más de Departamento de Policía de Levelland también quedó herido, pero hasta el momento de escribir esta historia, sus lesiones no son de gravedad. En total fueron tres policías heridos, dos de gravedad y uno muerto por los disparos. La situación escaló a tal punto, que decenas de oficiales llegaron a Levelland para detener a Omar Soto Chavira.

Agentes federales llegan a la escena del crimen

Agentes federales llegan a la escena del crimen
FOTO: Tomada de Twitter

La situación fue tan grave y tensa que agentes del Buró Federal de Investigaciones (FBI, por sus siglas en inglés) y del Buró de Alcohol, Tabaco, Armas y Explosivos (ATF, por sus siglas en inglés) de otras ciudades de Texas fueron enviados a Levelland, para asistir a las corporaciones locales en la investigación y eventual arresto de Omar Soto Chavira.

Durante doce horas las diversas corporaciones apostadas afuera de la casa de Omar Soto Chavira intercambiaron disparos con el muchacho. No se detalla en su orden de arresto si había más personas de su familia en la casa. La situación se resolvió hasta la 1:00 de la madrugada del viernes 16 de julio del 2021 cuando agentes del SWAT entraron para detenerlo.

El sargento Josh Bartlett era un soldado veterano

El sargento Josh Bartlett era un soldado veterano
El sargento Josh Bartlett era un veterano del Ejército de Estados Unidos, en donde sirvió en una unidad de élite especializada en combate en alta montaña. (FOTO: Oficina del Alguacil del Condado de Lubbock)

Omar Soto Chavira, quien pese a lo nutrido del tiroteo no resultó herido, fue llevado por los agentes del SWAT del LCSO a la cárcel del Condado de Hockley en donde se le acusó del cargo de homicidio capital por el presunto asesinato del sargento de policía Josh Bartlett. Además de tres cargos más de asalto agravado con arma de fuego a un servidor público.

El sargento Josh Bartlett, fallecido por los disparos del joven hispano Omar Soto Chavira, era un veterano del Ejército de Estados Unidos y quien sirvió en Irak en varias misiones de combate con la 10th División de Montaña una fuerza de infantería de élite y la única de las fuerzas armadas especializada en la guerra en zonas cerriles de gran altitud.

La pandemia de la violencia por armas de fuego

La pandemia de la violencia por armas de fuego
FOTO: Tomada de Twitter

Según la organización sin fines de lucro Archivos de la Violencia con Armas, que lucha para crear conciencia sobre los peligros de la libre venta de las armas de fuego, en lo que va del año en Estados Unidos han muerto 24,185 personas por disparos en lo que va de sus estadísticas hasta el domingo 18 de julio del 2021 en la mañana.

De esas personas que han muerto a tiros en Estados Unidos, un total de 11,051 fueron asesinadas y 13,134 se suicidaron. Además han quedado heridas 21,909 han quedado heridas. El país ya vivió en la primera mitad del año 366 tiroteos masivos que son los incidentes, en donde mueren por lo menos cuatro personas en el mismo hecho.

Etiquetas: , ,