Ocho naciones firman el pacto Estadounidense para exploración lunar

En días pasados, ocho países firmaron el Acuerdo Artemis de la NASA, que pretende servir como guía para el próximo aterrizaje en la luna en 2024.

El Acuerdo fue firmado durante la edición número 71 del Congreso Internacional de Astronáutica celebrado de manera virtual entre el 12 y 14 de octubre pasados.

  • 8 países han firmado el Acuerdo Artemis de la NASA para la exploración de la luna, durante el Congreso Internacional de Astronáutica
  • El Acuerdo Artemis pretende establecer los principios para comenzar a planear el retorno seguro a la luna en un futuro
  • Se espera una nueva exploración lunar en 2024, que costará alrededor de 28 mil millones de dólares

Ocho países se convirtieron en los países fundadores del Acuerdo Artemis de la NASA durante la edición número 71 del Congreso Internacional de Astronáutica.

Las naciones que firmaron el acuerdo son Australia, Canadá, Italia, Japón, Luxemburgo, los Emiratos Árabes Unidos, el Reino Unido y los Estados Unidos de Norteamérica.

Desde mayo pasado, la NASA había comunicado de manera formal el Acuerdo Artemis, mismo que pretende servir de base para declarar los principios de un retorno seguro y responsable hacia la superficie lunar en los próximos años.

De acuerdo con información proporcionada por Jim Bridenstine, administrador de la NASA, a CNN, “Artemis será el programa de exploración espacial más amplio y diverso en la historia, y el Acuerdo Artemis es el vehículo que establecerá esta singular coalición mundial.”

“Con la firma de este acuerdo el día de hoy, nos unimos a nuestros socios para explorar la luna, y estableceremos principios vitales para crear un futuro seguro, pacífico y próspero en el espacio para el disfrute de toda la humanidad.”

La NASA también informó que el presupuesto aproximado para el próximo aterrizaje en la luna será de 28 mil millones de dólares, y la fecha estimada para alcanzar este objetivo será en el transcurso del 2024.

Mike Gold, administrador de relaciones internacionales e interagenciales de la NASA
Foto: NASA

Mike Gold, administrador de relaciones internacionales e interagenciales de la NASA, declaró que “En esencia, el Acuerdo Artemis será de ayuda para evitar conflictos en el espacio y en la Tierra, al fortalecer un entendimiento mutuo y así disminuir los errores de comunicación. La transparencia, el registro público y las operaciones de resolución de conflictos son los principios que preservarán la paz. El viaje de Artemis es hacia la luna, pero el destino del Acuerdo es un futuro próspero y pacífico.”

El Viaje de Artemis

Hasta ahora, los países que han firmado el acuerdo son Australia, Canadá, Italia, Japón, Luxemburgo, los Emiratos Árabes Unidos, el Reino Unido y los Estados Unidos de Norteamérica, pero se espera que más países se unan a este acuerdo en los próximos meses.

Un país que se ha negado de manera rotunda a firmar el acuerdo es Rusia, alegando como motivo principal que los acuerdos están únicamente centrados en Estados Unidos.

El Acuerdo Artemis se basa en el Tratado sobre el Espacio Exterior de 1967, considerado como el punto de partida de las leyes espaciales internacionales.

Estas pretenden evitar que cualquier país soberano se proclame ‘dueño’ del espacio, además de que promueve una exploración espacial libre y pacífica que obliga a los países a tomar responsabilidad del cuidado espacial, de manera que eviten la contaminación o daño.

Una de las principales reglas de este Tratado es que ningún país que explore el espacio puede llevar un arma durante su órbita.

Foto: Shutterstock

La NASA explica que “Las agencias internacionales que se unan al programa Artemis de la NASA lo harán por medio del Acuerdo Artemis, que describe una visión compartida de los principios establecidos en el Tratado sobre Espacio Exterior de 1967 para crear un entorno seguro y transparente que facilite las actividades exploratorias, científicas y comerciales para el disfrute de toda la humanidad.”

Asimismo, el Acuerdo Artemis promueve la cooperación entre naciones, y sus esfuerzos no se reducen a la cooperación entre los países soberanos para cuidar el espacio; en esencia, se espera que estos acuerdos promuevan las relaciones pacíficas entre todas las naciones.

Una de las metas de la NASA también es invitar a que los países creen y compartan políticas y proyectos de una forma transparente, creando sistemas de información que puedan intercambiarse y propagarse de forma segura.

Por supuesto, una manera de hacerlo es analizando y compartiendo información científica verificada, y, en un futuro, beneficiarse de los descubrimientos realizados por el programa Artemis.

De acuerdo con el portal Actualidad Aeroespacial, estos son los principios del Acuerdo Artemis:

Los principios de los Acuerdos Artemis son:

  • Exploración pacífica: todas las actividades realizadas bajo el programa Artemisa deben ser con fines pacíficos.
  • Transparencia: los signatarios de los Acuerdos de Artemisa llevarán a cabo sus actividades de manera transparente para evitar confusiones y conflictos.
  • Interoperabilidad: las naciones que participan en el programa Artemisa se esforzarán por apoyar los sistemas interoperables para mejorar la seguridad y la sostenibilidad.
  • Asistencia de emergencia: los signatarios de los Acuerdos de Artemisa se comprometen a prestar asistencia al personal en peligro.
  • Registro de objetos espaciales: cualquier nación que participe en Artemisa debe ser signataria de la Convención de Registro o convertirse en signataria con presteza.
  • Divulgación de datos científicos: los signatarios de los Acuerdos de Artemisa se comprometen con la divulgación pública de información científica, lo que permite que todo el mundo se una a nosotros en el viaje de Artemisa.
  • Preservación del patrimonio: los signatarios de los Acuerdos de Artemisa se comprometen a preservar el patrimonio del espacio ultraterrestre.
  • Recursos espaciales: extraer y utilizar los recursos espaciales es clave para una exploración segura y sostenible y los signatarios de los Acuerdos de Artemisa afirman que esas actividades deben realizarse de conformidad con el Tratado del Espacio Ultraterrestre.
  • Conflicto de actividades: las naciones del Acuerdo de Artemisa se comprometen a prevenir la interferencia perjudicial y a apoyar el principio de la debida consideración, como lo exige el Tratado del Espacio Ultraterrestre.

Escombros orbitales: los países del Acuerdo de Artemisa se comprometen a planificar la eliminación segura de escombros.

Foto: Shutterstock

Síguenos para más contenido

Youtube