Obligarán a empresas en Florida a usar el E-Verify para contratar personal

Compartir
Suscríbete
Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
  • Propuesta de Ley obligará a empresas y contratistas en Florida a verificar el estatus migratorio de sus empleados y del personal a contratar.
  • Deben utilizar la plataforma de datos “E-Verify del gobierno federal de Estados Unidos
  • Miles de empleos en la agricultura y la construcción están en riesgo si la inicativa es aprobada como la Ley contra las Ciudades Santuario que entró en vigor en octubre pasado

 

El Congreso local en Florida dará entrada a una propuesta de Ley que obligará a las empresas y a los contratistas en ese estado a utilizar la plataforma E-Verify del gobierno federal de Estados Unidos para descartar que sus empleados y el personal a contratar sean inmigrantes indocumentados.

La iniciativa de Ley presentada por los republicanos será analizada en la legislatura local a partir de enero próximo, coincidiendo ya abiertamente con el proceso electoral de 2020.

La propuesta de ley fue presentada por los senadores republicanos Tom Lee y Joe Grutters, este último presidente del Partido Republicano en Florida.

De acuerdo a otros legisladores consultados sobre la propuesta de Ley, el objetivo es reabrir el debate sobre la inmigración en Florida, un tema candente en el preámbulo del proceso electoral donde el presidente Donald Trump es protagonista con su discurso antiinmigrante.

La propuesta señala que el sistema E-Verify para verificar el estado migratorio de los solicitantes de empleo, sea la principal herramienta de las empresas en Florida, donde según cifras conservadoras hay alrededor de 800 mil inmigrantes indocumentados que laboran en la agricultura, el turismo y la construcción.

Hasta el momento el uso de la base de datos del E-Verify no es obligatorio en Florida. Es discrecional para cada caso, aunque algunas empresas, para acceder a certificaciones y créditos, utilizan esta herramienta para demostrar que no tienen inmigrantes indocumentados en sus nóminas.

El proyecto de Ley se aplicaría a todos los empleadores de Florida, grandes y pequeños, “a cualquier persona que emplee a personas para realizar labores o servicios a cambio de dinero”, advierte la redacción del documento.

El E-Verify es una base de datos que ayuda a los empleadores a identificar a los inmigrantes indocumentados que no son elegibles para trabajar en Estados Unidos. La base de datos es a nivel nacional y utiliza como principales herramientas de consulta el Número de Seguridad Social y el número ITIN del IRS.

De acuerdo a archivos periodísticos, en la última década se han presentado propuestas similares de verificación de empleadores pero han sido rechazadas considerando el argumento de las empresas locales que advierten que una instrucción así podría ahuyentar de Florida a los trabajadores de bajos salarios de los que dependen los empleadores para realizar trabajos que los estadounidenses nativos no están interesados ​​en hacer, como es el caso de la agricultura, la construcción y el mantenimiento de edificios.

Los casos más recientes se han registrado en Tennessee, donde un grupo de legisladores republicanos de Nashville buscó aprobar un paquete de leyes antiinmigrantes que buscaban usar el dinero de las remesas para construir el muro del presidente Donald Trump, en la frontera sur entre México y Estados Unidos.

El ala republicana en el Senado de Florida acordaron entre sí la discusión de esta propuesta hata el 2020. La legislación en Florida comienza su periodo de sesiones el 14 de enero próximo.

 

[interest img=”https://res.cloudinary.com/mundo/image/upload/f_auto,q_auto/v1573089728/Captura-de-pantalla-2019-11-06-a-las-19.21.32_zmpzfh.png” url= “https://mundohispanico.com/familia-lebaron-secretos-oscuros/” title= “Tras masacre contra la familia Lebarón, destapan sus ‘secretos oscuros’ (VIDEOS)”]

De acuerdo al Canal Bay News 9, los proyectos de ley para exigir el uso de E-Verify estaban en camino de aprobarse a principios de este año, hasta que los críticos republicanos llegaron a un acuerdo con los patrocinadores de la legislación para permitir que el proyecto de prohibir las ciudades santuario en Florida fuera aprobado a cambio de archivar la propuesta del E-Verify para el 2020.

 

No más Ciudades Santuario en Florida

Para mostrar el músculo republicano en Florida sobre la política migratoria, el gobernador Ron DeSantis firmó en octubre pasado la Ley que obliga a las policías locales a ayudar al Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) en la retención y deportación de inmigrantes indocumentados. La Ley contra las Ciudades Santuario.

Grupos de derechos de los inmigrantes y la ciudad de Miami presentaron una demanda impugnando la prohibición pues pone en peligro la seguridad pública al alimentar el miedo a las autoridades en las comunidades de inmigrantes.

A partir del 1 de octubre la Ley en Florida prohíbe que las agencias policiacas locales y a los gobiernos en los condados y en las ciudades a limitar su cooperación con las autoridades federales de inmigración.

Así, las jurisdicciones locales pueden retener a los inmigrantes indocumentados hasta dos días adicionales para dar tiempo extra a los agentes de ICE para ir por ellos.

Días después de entrar en vigor, un Juez federal bloqueó la parte que obligaba a los oficiales de policía locales a transportar a los detenidos de inmigración a través de las fronteras estatales si ICE lo solicitaba.

Según CNN en español, una “Ciudad Santuario” es un término para las jurisdicciones territoriales que tienen políticas diseñadas para limitar la cooperación o la participación en las acciones federales de aplicación de la ley de Inmigración.

Las ciudades, los condados y algunos estados tienen una serie de políticas informales, así como leyes reales que califican como “santuario” sus posiciones.

La mayoría de las políticas se centran en no cooperar con la aplicación de la ley federal en las políticas de inmigración. Muchas de las ciudades más grandes de Estados Unidos tienen versiones de esas políticas.

En 2015, más de 200 jurisdicciones estatales y locales no cumplieron con las solicitudes de Inmigración y Aduanas para detener a individuos,según dijo Sarah Saldaña, directora de ICE en testimonio ante el Congreso. Además, dijo que un subgrupo de esas jurisdicciones se negó a dar acceso a sus cárceles y prisiones a ICE.

La idea de las ciudades santuario parece haber surgido de iglesias en los años ochenta que proveían refugio a los centroamericanos que huían de la violencia en sus países, en medio de la renuencia del gobierno federal a concederles el estatus de refugiado. Se hicieron populares en lugares más diversos para contrarrestar lo que los funcionarios veían como políticas de inmigración federales excesivas, particularmente contra los detenidos por crímenes menores y no violentos.

Sin embargo, no hay una definición única para una ciudad santuario.

El Departamento de Policía de Los Ángeles dijo después de las elecciones de noviembre que continuaría su política de no permitir que la policía detenga a las personas únicamente para verificar su estatus migratorio.

El alcalde de San Francisco Edwin Lee aseguró que “San Francisco es una ciudad santuario y no renunciará a su compromiso de proteger los derechos de todos sus residentes”. Luego, anunció una expansión a un fondo de la ciudad para proveer servicios legales a la comunidad inmigrante, documentados o no.

Chicago ha creado un fondo similar, al igual que Los Ángeles, y está bajo consideración en otras grandes ciudades, como Nueva York.