Nueva York prohíbe el término “extranjero ilegal” y multará a quien discrimine

  • Nueva York prohíbe decir ilegal: Las autoridades de la ciudad aprobaron nuevas pautas con las que buscan imponer multas a quienes discriminen
  • Cualquiera que amenace o discrimine a un extranjero por su estatus legal o porque no sepa inglés podría pagar una multa de hasta $250,000
  • Las autoridades locales citaron varios ejemplos que pueden resultar comunes en la vida de los inmigrantes

La ciudad de Nueva York prohibió el término “extranjero ilegal” (illegal alien) cuando se usa “con la intención de degradar, humillar o acosar a una persona”, informó el gobierno local, según reseña CNN.

Las nuevas pautas de la ciudad, anunciadas la semana pasada, también prohíben la discriminación contra alguien por su dominio del inglés, así como amenazar a alguien con llamar a las autoridades de inmigración “por un motivo discriminatorio”. Estas violaciones pueden resultar en multas de hasta 250,000 dólares.

Las reglas se deben aplicar en todos los establecimientos públicos, de empleo y vivienda, dijo la Comisión de Derechos Humanos de la ciudad.

“Estamos orgullosos de haber trabajado con la Comisión de Derechos Humanos de Nueva York para producir y publicar esta importante pauta mientras combatimos la retórica del gobierno federal de miedo y las políticas xenófobas que han amenazado la salud y el bienestar de las comunidades inmigrantes”, dijo Bitta Mostofi, comisionada de la Alcaldía y Asuntos de Inmigrantes.

El Departamento de Seguridad Nacional define “extranjero” como “cualquier persona que no sea ciudadana o nacional de Estados Unidos”.

En las directrices, de 29 páginas, la comisión describió las formas en que la discriminación puede basarse en el “estatus de enajenación y ciudadanía” y “origen nacional” real o percibido de alguien”.

La comisión enumeró casos en los que pudieran ocurrir este tipo de discriminación, que incluyen:

  • Un hotel que prohíbe a sus trabajadores de limpieza hablar otro idioma porque “ofendería” a los huéspedes.
  • Un arrendador que amenaza con llamar al Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de EE.UU. (ICE) si una familia inmigrante india se queja en un tribunal de vivienda, después de encontrar moho y cucarachas en su hogar.
  • El dueño de una tienda le dice a dos personas que hablan tailandés que “hablen inglés” o que “vuelvan a su país”.

Archivado como: Nueva York prohíbe decir ilegal

Seguir leyendo: Siguiente >

Seguir leyendo:
Siguiente >

Search

+