Construcción del muro de Trump extrae miles de galones de agua en el desierto

Otra fuente de agua natural que podría estar en peligro es el manantial de Quitobaquito, dentro del Monumento Nacional de Organ Pipe Cactus, donde actualmente también se lleva a cabo la construcción del muro fronterizo.

Mike Wilson, activista y miembro de la reserva indígena Tohono O’odham, dijo a Efe que ese manantial es parte vital del ecosistema de la región.

“Quitobaquito ha sido utilizado durante siglos como una fuente de abastecimiento de agua para personas y animales que cruzan el desierto”, explicó.

Wilson agregó que también se trata de un centro ceremonial para miembros de la reserva indígena.

El Centro para la Diversidad Biológica estima que se requieren aproximadamente 84.000 galones diarios para mezclar el cemento y regar los caminos para la construcción que actualmente se lleva a cabo en Organ Pipe Cactus.

Por su parte, en declaraciones enviadas a Efe, el Servicio de Parques Nacionales aseguró que, durante el tiempo que duren las labores de la construcción del muro fronterizo, vigila muy de cerca la reservas de agua de los manantiales naturales.

Esta institución ha recomendado que no se excaven nuevos pozos por lo menos a cinco millas al este y diez al oeste de Quitobaquito.

Sin embargo, Jordahl considera que las nuevas excavaciones se alimentan del flujo subterráneo de agua.

“El agua es vital para la vida del desierto y desafortunadamente vemos cómo el Gobierno federal la está tomando sin medir consecuencias”, enfatizó Jordahl.

Seguir leyendo: Previous page Siguiente >

Seguir leyendo:
< Regresar Siguiente >

Search

+