Maestros hispanos denuncian que eran explotados y amenazados con la deportación


Un programa de intercambio de profesores en Washington D.C. se habría aprovechado de maestros extranjeros, provenientes de Colombia y El Salvador mayormente, a quienes supuestamente amenazaban con la deportación si no firmaban contratos anuales con desventajas, de acuerdo a una demanda presentada, a la que tuvo acceso el canal local Telemundo.

El fiscal general del Distrito capital, Karl Racine, demandó a Earl Fracisco López, dueño de Bilingual Teacher Exchange (BTE), la compañía que empleaba a los profesores y que según el documento reclutaba a docentes que querían trabajar como profesores en Washington D.C., como parte de un proyecto de intercambio del Departamento de Estado.

De acuerdo con el medio televisivo, dicho programa pretendió estar afiliado al sistema de escuelas públicas de D.C. y decía que podía tramitar documentos de los contratados, a quienes luego les cobraba miles de dólares y les ofrecía préstamos, hechos que luego en la práctica no se cumplían.

TE PUEDE INTERESAR: ICE arresta a más de 280 trabajadores en histórica redada en Texas (VIDEO)

Asimismo, la acción legal establece que el programa no proveyó los servicios prometidos, entre ellos ubicar a los maestros en escuelas o ayudarles a encontrar vivienda y no les pagó a muchos docentes por su trabajo.

Entre los demandantes se encuentra Samuel Cuadro, uno de los profesores afectados y quien llegó desde Colombia porque un amigo le había sugerido el programa. “Me habló de que era una experiencia salarial diferente y me pareció atractivo”, contó Cuadro. “Ya yo tenía más de 10 años enseñando matemáticas en un colegio bilingüe”.

El hombre dijo que antes de cumplir su primer mes en Estados Unidos, ya recibía cobros de la compañía de $450 dólares mensuales. Al sentirse extorsionado, buscó ayuda y se dio cuenta de que no era el único en esa situación, dijo a las cámaras de Telemundo 44.

“Cuando empecé a dejar de pagar y se hizo el monto más grande, comenzaron las amenazas”, continuó Cuadro. “Eran por correo o por Whatsapp, diciéndome que si no pagaba iba a ser deportado a Colombia.”

Seguir leyendo: Siguiente >

Seguir leyendo:
Siguiente >

Search

+