Liz Carpio fue asesinada a balazos por el padre de su hija

Liz Carpio, madre de una niña, fue asesinada a balazos afuera de su casa en Texas y las autoridades ya detuvieron al presunto responsable.

Compartir
Suscríbete
Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
Foto: Cortesía de la Familia Carpio.
  • La hispana, Liz Carpio, de 32 años, fue asesinada a balazos en Beaumont, Texas, por su expareja y padre de su hija
  • Bradley Konning, de 24 años, ya está detenido y acusado del cargo grave de homicidio en primer grado
  • Carpio había advertido dos días antes de morir que su expareja Konning era un “individuo peligroso”

La hispana Liz Carpio, madre de una niña, fue asesinada a balazos afuera de su casa en Texas y las autoridades ya detuvieron al presunto responsable. La División de Homicidios del Departamento de Policía de Beaumont (BPD, por sus siglas en inglés) arrestó a Bradley Konning, exnovio de la muchacha y padre de su hija, luego de que el hombre escapó de la escena del crimen.

De acuerdo con el reporte del BPD los patrulleros de la corporación respondieron el jueves 29 de abril del 2021 a las 10:45 de la mañana a varias llamadas de emergencia de los vecinos quienes les advertían que frente a la casa marcada con el 2500 McFaddin Avenue, en el este del área metropolitana de Beaumont, había un disturbo violento entre un hombre y una mujer.

Liz Carpio, un caso más de violencia doméstica

Liz Carpio, hispana, violencia doméstica
Liz Carpio, de 32 años, murió asesinada a balazos por su expareja y padre de su hija. Dos días antes de morir la mujer advirtió que el hombre era peligroso. (Foto: Cortesía Familia Carpio)

Los patrulleros del BPD llegaron a la escena del incidente, una casa gris de dos pisos, y encontraron afuera de la casa a una mujer hispana herida de varios balazos y pidieron la presencia de los paramédicos del Departamento de Bomberos de Beaumont (BFD, por sus siglas en inglés) para que transportaran a la mujer a un hospital de emergencia.

Sin embargo, cuando los paramédicos del BFD llegaron a la casa ya no pudieron hacer nada por la mujer y se le declaró muerta en el lugar. Los vecinos de la muchacha fallecida a balazos la identificaron como Liz Carpio, de 32 años, y madre hispana de una niña pequeña. En los documentos del caso no se detalla en dónde estaba la niña cuando sucedieron los hechos.

¿Bradley Konning o Bradley Williams?

Liz Carpio, hispana, violencia doméstica
Bradley Konning, de 24 años, ya está detenido en la cárcel del Condado de Jefferson acusado del homicidio de su expareja Liz Carpio. (Foto: Departamento de Policía de Beaumont)

Cuando se confirmó el deceso de Liz Carpio los agentes de la División de Homicidios del BPD tomaron el caso y en sus primeras pesquisas confirmaron que el presunto asesino de la muchacha hispana era su expareja Bradley Konning, de 24 años, y padre de su hija. El hombre había escapado de la escena en un auto tras la confrontación con la mujer.

Los agentes de la División de Homicidios de BPD al revisar el historial de Bradley Konning descubrieron que el hombre también se hacía llamar Bradley Williams y que tenía tres órdenes de arresto activas por otros delitos previos y que no están relacionados con la muerte de Liz Carpio.

Capturan al presunto asesino de Liz Carpio

Liz Carpio, hispana, violencia doméstica
Liz Carpio, madre de una niña, era hija de una familia de inmigrantes de Tijuana, México, quienes llegaron a Texas buscando ganarse una mejor vida. (Foto: Cortesía de la Familia Carpio)

Con base a la orden de arresto de Bradley Konning el grupo de élite Unidad de Arrestos Especiales del BPD se dedicó a rastrear en el área metropolitana de Beaumont, Texas, al fugitivo Bradley Williams. Las investigaciones de los agentes les permitieron detener al presunto asesino de Liz Carpio casi a la media noche del jueves 29 de abril.

Bradley Konning ya duerme en la cárcel del Condado de Jefferson, en Beaumont, acusado de homicidio en primer grado por el asesinato a balazos de su expareja Liz Carpio. De acuerdo al Código Penal del Estado de Texas el cargo de homicidio en primer grado conlleva una pena de 20 a 99 años de cárcel a quien se declare culpable luego de que enfrente su juicio.

Liz Carpio advirtió de lo que le podría pasar

Liz Carpio, hispana, violencia doméstica
La propia Liz Carpio advirtió a la comunidad de Beaumont, Texas, que su expareja Bradley Robert Konning era un hombre peligroso y pidió a las autoridades que lo detuvieron. Dos días después el hombre la mató. (Foto: Tomada de Facebook)

El homicidio de Liz Carpio ha causado una profunda indignación entre la comunidad de Beaumont, Texas, pues la propia víctima advirtió a las autoridades lo que le podría pasar. Ella hizo saber a la comunidad que Bradley Konning, el padre de su hija, era un hombre peligroso, armado y violento.

A las 3:45 de la tarde del martes 27 de abril del 2021 Liz Carpio puso un mensaje en la página South Texas Crime Watch, con fotografías de Bradley Konning, en el que advirtió que si alguien lo veía no se le aproximaran e incluso lo describió en su mensaje como un “individuo peligroso”.

El dolor de una comunidad por la muerte de Liz Carpio

(Foto: Departamento de Policía de Beaumont)

La página South Texas Crime Watch, en Facebook, es una página de acceso restringido para la comunidad de Beaumont, Texas, y que les sirve como una herramienta que usa la gente para protegerse del crimen unos a otros y advertir de posibles peligros. Los usuarios de la página están furiosos por no haber detenido al asesino de Liz Carpio antes de cometer el crimen.

Beaumont, la ciudad en la que mataron a Liz Carpio, es una urbe industrial en el este del estado de Texas y casi en la frontera con el estado de Louisiana. La mayoría de las personas que trabajan en la urbe están relacionadas a la industria petroquímica ya que algunas de las refinerías más grandes e importantes de Estados Unidos están en esa ciudad.

¿Cuál fue el móvil del asesinato de Liz Carpio?

(Foto: Tomada de Facebook)

En los documentos del caso en contra de Bradley Konning, consultados por MundoHispánico en Texas, las autoridades no han determinado cuál fue el móvil en el asesinato a balazos por parte de Liz Carpio. De acuerdo a una fuente dentro de la investigación, el presunto asesino todavía está siendo interrogado por las autoridades.

Liz Carpio y su presunto asesino Bradley Konning fueron pareja y procrearon una hija juntos por lo que el crimen de la muchacha se circunscribe en lo que en Estados Unidos se clasifica como un delito de violencia doméstica. Los casos de violencia doméstica son una verdadera pandemia en el país que se cobra cientos de víctimas cada año.

Liz Carpio ya vivía una situación de acoso y violencia

(Foto: Tomada de Facebook)

Una vecina de Liz Carpio, que habló a condición de mantener su anonimato por temor a represalias, dijo que la muchacha ya tenía varios meses padeciendo el acoso violento de Bradley Konning desde que decidió separarse de él debido precisamente su carácter violento.

Carpio, según su vecina, nació en Estados Unidos pero era hija de una familia de inmigrantes de Tijuana, México, quienes llegaron hace muchos años a Beaumont, Texas, buscando ganarse la vida para labrarse un futuro mejor. Rosa, la madre de Liz Carpio, es una mujer muy querida y respetada entre la comunidad hispana de la ciudad.

Liz Carpio, un eslabón más de una larga cadena de violencia

(Foto: Tomada de Facebook)

De acuerdo con la organización sin fines de lucro Estadísticas Nacionales de Violencia Doméstica (NCADV, por sus siglas en inglés), en Estados Unidos se vive una verdadera pandemia de agresión, a diversos niveles, en contra de alguien por parte de su pareja. Cada minuto, según la NCADV, 20 personas son agredidas por su pareja de algún modo, incluso con el asesinato.

En Estados Unidos, una de cada cuatro mujeres y uno de cada nueve hombres padecen de manera constante abuso violento, lo que les causa lesiones físicas, emociones, traumas y angustia para el resto de sus vidas y hasta homicidio. Las mujeres entre 18 a 24 años, casi siempre en su primera relación seria, son las más vulnerables y quienes reportan más casos cada día.

Hay ayuda para las víctimas de violencia doméstica

(Foto: Tomada de Facebook)

La muerte de Liz Carpio a manos presuntamente de su expareja está dentro del contexto nacional de los casos de violencia doméstica. De acuerdo a la organización sin fines de lucro Línea de Ayuda Nacional a la Violencia Doméstica, una de cada cuatro mujeres en Estados Unidos padece una relación de abuso de su pareja.

Según esa misma organización, cada minuto un promedio de 24 personas, hombres y mujeres, padecen algún tipo de violencia, violación, acoso e intimidación por parte de sus parejas. Eso hace un total de 12 millones de personas al año siendo víctimas de violencia doméstica, como la víctima en el caso en contra de Bradley Konning.

La violencia doméstica se manifiesta de distintas maneras

(Foto: Tomada de Facebook)

La Línea de Ayuda Nacional a la Violencia Doméstica, que se puede consultar por Internet, hay una serie de recomendaciones en español para las personas que padecen abuso por parte de su pareja. La organización explica que hay diversos tipos de violencia doméstica y que la víctima debe aprender a identificarlos, como en el caso de Liz Carpio, antes de la tragedia.

De acuerdo a la Línea de Ayuda Nacional a la Violencia Doméstica, según en su información en español, explica que cualquier persona tiene derecho a apagar su teléfono para poder pasar tiempo con sus familiares y amigos sin que esas actividades tengan por qué enojar a su pareja y nadie puede controlar el tiempo de otra persona así estén casados.

Continua artículo relacionado