Joe Biden echará abajo políticas de Donald Trump en clima, virus e inmigración

Joe Biden revertirá órdenes ejecutivas firmadas por Donald Trump sobre inmigración, cambio climático y manejo de la pandemia de coronavirus

Compartir
Suscríbete
Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
Video: Mundo Hispánico / Foto: Shutterstock
  • Joe Biden tendrá como objetivo revertir órdenes ejecutivas firmadas por Donald Trump
  • Esta determinación se efectuará prácticamente de manera inmediata tras tomar el poder
  • Joe Biden busca anular acuerdos en inmigración, cambio climático y manejo de la pandemia de coronavirus

Al tomar el poder, Joe Biden tendrá como objetivo revertir órdenes ejecutivas firmadas por Donald Trump sobre inmigración, cambio climático y manejo de la pandemia de coronavirus, de acuerdo a información publicada por el portal de noticias de news4jax.

Asesores del nuevo mandatario estadounidense han informado que esta determinación se efectuará prácticamente de manera inmediata tras tomar el poder.

Serán 15 acciones que quedarían sin efecto, entre ellas el muro fronterizo, prohibición de viajar desde algunos países de mayoría musulmana, se reintegrará al Acuerdo Climático de París y a la Organización Mundial de la Salud y revocará la aprobación del oleoducto Keystone XL.

Imagen tomada de Twitter @AP

Ante esto, una persona cercana a Joe Biden, Jeff Zients, aseguró que tras el cambio de poder con Donald Trump, inicia un cambio: “Creo que lo más importante es decir que mañana comienza un nuevo día”.

Pero eso no es todo, de acuerdo a datos proporcionados por Jen Psaki, secretaria de prensa entrante de la Casa Blanca, dijo que aunque no se inclyeron en las órdenes del Primer Día de Biden, el nuevo mandatario echará para abajo la prohibición del Pentágono al servicio militar por parte de estadounidenses transgénero.

Pero el objetivo de Joe Biden tiene alcances más allá de revertirlas, ya que dicen que el nuevo mandatario pretende un análisis profundo de todas las acciones que podrían resultan perjudiciales para el país.

El nuevo gobierno se enfocará en ordenar a las agencias federales que vean primero la equidad racial y analicen las políticas que refuercen el racismo sistémico.

Entre los cambios se pretende echar abajo una orden de Donald Trump que buscaba dejar fuera a los no ciudadanos del censo.

Además se ordenará a los trabajadores del gobierno a que tomen protesta de ética que los comprometa a defender la independencia del Departamento de Justicia.

Susan Rice, la futura asesora de política nacional de Joe Biden, dijo que el nuevo presidente revocará también el recién publicado reporte de la “Comisión 1776” de Donald Trump para promover la “educación patriótica”.

A estas acciones les seguirán docenas más en los próximos 10 días, apuntaron los asesores, en un intento de Biden por reconducir el país sin tener que pasar por un Senado que los demócratas controlan por un estrecho margen.

Entre los primeros decretos destaca la ausencia de medidas inmediatas para volver al acuerdo nuclear de Irán, que Donald Trump abandonó y que Joe Biden se comprometió a reimplementar. Jen Psaki, la próxima secretaria de prensa de la Casa Blanca, apuntó que aunque no están incluidos en sus primeros decretos, en los próximos días se anulará el veto del Pentágono a los soldados transexuales y la llamada política de la Ciudad de Mexico, que prohíbe a Estados Unidos financiar a organizaciones internacionales que realicen o aconsejen a mujeres sobre el aborto.

Según Psaki, los decretos del miércoles se centrarán en proporcionar un “alivio inmediato” a los estadounidenses.

Imagen tomada de twitter @NBCNewYork

Legisladores republicanos y grupos conservadores se opusieron el martes al plan de inmigración del presidente electo Joe Biden por considerarlo una amnistía a gran escala para personas que viven sin autorización en Estados Unidos, lo cual pone de relieve que la medida enfrenta una difícil batalla en un Congreso donde los demócratas tienen una mayoría exigua.

Para complicar más las cosas, diversos grupos proinmigrantes dijeron que apremiarán a Biden a que vaya más allá y adopte medidas tales como moratorias inmediatas a las deportaciones, detenciones y nuevos arrestos.

Junto con la incomodidad que un impulso a la inmigración podría causar a los demócratas moderados, las demandas de los liberales ilustran las presiones que Biden enfrenta en momentos en que llegan a su fin las políticas restrictivas y a menudo severas que el presidente Donald Trump aplicó en materia de inmigración durante cuatro años.

Archivado como: Joe Biden Donald Trump

Con información de AP

Continua artículo relacionado