Inmigrante mexicano cumple último deseo antes de morir (FOTOS)

Salvador López, un inmigrante mexicano que vino a Estados Unidos en busca de una mejor vida, perdió la batalla contra la leucemia tras varios meses de lucha. Pero antes de morir, logró cumplir su último deseo.

López permaneció casi inconsciente por más de un mes en el Hospital Memorial Baptist de Memphis, en Tennessee, donde los médicos le daban pocas esperanzas para sobrevivir; sin embargo, repentinamente tuvo una mejoría y pudo levantarse de su cama para cumplir su mayor deseo: regresar a México para estar junto a sus cuatro hijos y su esposa, y poder “morir junto a ellos”.

La activista local Nena Garza junto a algunas personas de la comunidad, organizó una colecta de dinero en establecimientos comerciales y mediante Facebook para pagar los pasajes del inmigrante, de modo que pudiera reunirse con sus seres queridos el pasado mes de agosto.

 

RELACIONADO:Despido masivo de inmigrantes por no tener papeles en Tennessee (VIDEO)

 

Tras continuar con sus tratamientos y lograr compartir tiempo en su tierra, Salvador falleció rodeado de sus familiares. “El primero de noviembre, Salvador López perdió la batalla contra el cáncer, murió alrededor de las 8:00 pm, su hijo Antonio López me llamó para darme la mala noticia”, dijo Garza.

Dos buenos samaritanos lucharon junto al inmigrante

“Quiero estar con mis hijos”, dijo el hombre originario de Chiapas, que trabajaba en la cocina de un restaurante de comida china en Mississippi, antes de morir.

El inmigrante mexicano estuvo recluido desde el pasado 25 de junio en el Hospital Memorial Baptist de Memphis, a donde fue llevado por Danalu López y su hijo Rey, clientes del restaurante donde laboraba, y quienes decidieron ayudarlo al verlo con los pies hinchados, quejándose de dolor y con un color amarillento en su piel.

“Estaba comiendo ahí cuando él salió de la cocina pidiendo ayuda”, dijo Danalu a MundoHispánico. “Nos dijo que necesitaba ir al médico, que no hablaba inglés, y lo llevamos”.

Desde entonces, Danalu  y su hijo cuidaron de López en el hospital hasta que se recuperó, ya que el inmigrante no tenía familia en Estados Unidos.

Seguir leyendo: Siguiente >

Seguir leyendo:
Siguiente >

Search

+