Icardi, reincorporado por el Inter pero despedido por su hinchada

El argentino Mauro Icardi volvió este martes a una lista del Inter de Milán tras estar 50 días fuera por una polémica con el club, pero las huellas de esta guerra fría provocaron la indignación de los ultras interistas, que se unieron para pedir públicamente la venta del delantero.

Un altercado entre Icardi y el Inter, que se originó en febrero por las insistentes peticiones de su entorno para una renovación de contrato (acaba el actual el 30 de junio de 2021), y en el siguiente castigo del club con la pérdida de la capitanía, es algo que, más de un mes y medio después, pone en duda la continuidad del rosarino y la bajada de su valor de mercado.

El delantero interista, de 26 años, no juega desde el 9 de febrero, en una deslucida prestación contra el Parma, y fue incluido este martes por el técnico Luciano Spalletti en la expedición que viajará a la capital de la región liguria (noroeste) para medirse con el Génova.

Todo ello, en un momento de máxima tensión, después de que, apenas hace dos días, el técnico del Inter acusara públicamente a Icardi de no tener compromiso hacia el club y de tener que ser “rogado” para competir.

TE PUEDE INTERESAR: Cristiano fulmina al Atlético 3 a 0

“Cuántos partidos hemos perdido en los últimos años y él estaba en el campo? Los demás jugadores merecen jugar al igual que él. Por cómo se ha portado, es correcto que esté fuera. Preguntad a un aficionado si le hace placer que un jugador deba ser rogado para ponerse la camiseta del Inter”, afirmó el domingo Spalletti, en un momento de rabia tras la derrota sufrida contra el Lazio.

Unas declaraciones fuertes, que el técnico matizó este martes en el intento de calmar una situación que perjudicó la imagen del club, y que le llevó a ser habitual protagonista en las portadas de los diarios italianos.

Seguir leyendo: Siguiente >

Seguir leyendo:
Siguiente >

Search

+