Jóvenes hispanos se quejan de detenciones en Denver

Muchos jóvenes hispanos se han quejado por las detenciones que efectúa la policía tan solo por estar en la calle después de una hora específica.

Rosa temblaba ligeramente, sentada en el cuarto piso de un juzgado de Denver, en Colorado. Lucía una sudadera negra con la palabra AMERICA. Esperaba un traductor para su madre.

Otros jóvenes estaban allí por peleas o por destrozos. Pero Rosa, de 17 años, se metió en problemas porque estaba en la calle más allá de la hora permitida en Denver.

La policía la detuvo una noche de verano en el Barnum Park, donde comía una hamburguesa de McDonald’s con amigas después de salir del trabajo. Los agentes la trasladaron en una camioneta blanca a un edificio del centro, donde ella esperaba que despertasen a su madre.

“Fue bien molesto”, dijo Rosa posteriormente. “Bien me podrían haber mandado a casa”, agregó.

TE PUEDE INTERESAR: ÚLTIMA HORA: Trump lanza amenaza a inmigrantes durante llamada en Día de Acción de Gracias (VIDEO)

Rosa es una de cientos de jóvenes que fueron pillados violando una ordenanza de Denver según la cual los jóvenes no pueden estar en la calle pasada cierta hora. Es hispana, como el 67 por ciento de los menores que tuvieron que comparecer ante un juez este año debido a esa ordenanza, según un análisis del Denver Post.

Los hispanos constituyen el 30 por ciento de la población de Denver y el 41 por ciento de la población de 15 a 17 años, de acuerdo con un análisis que hizo Statistical Atlas de información de la oficina del censo.

Muchos imputados pueden evitar consecuencias legales completando un programa que puede durar meses. Para otros, las consecuencias incluyen multas o incluso antecedentes policiales, a pesar de que hay crecientes cuestionamientos del beneficio de esta política. En Austin, Texas, se dejó sin efecto la prohibición de que los menores estén en la calle después de cierta hora en medio de denuncias de discriminación.

“Estos episodios pueden representar el ingreso al sistema de justicia juvenil, que puede tener graves consecuencias para los jóvenes”, manifestó Nick Mitchell, que monitorea el desempeño de la policía, en una respuesta a los hallazgos del Post. “Esta información genera inquietud en torno a dónde y cómo se hace cumplir esta ordenanza”.

Seguir leyendo: Siguiente >

Seguir leyendo:
Siguiente >

Search

+