Arrestan a hispano de Florida tras amenazar en Twitter con “matar a todos los indios” de Miami

Compartir
Suscríbete
Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
Arrestan a hispano de Florida tras amenazar en Twitter con “matar a todos los indios” de Miami
Etiquetas:
  • Un joven hispano de Florida fue arrestado tras amenazar con matar centroamericanos, afroamericanos y homosexuales en Miami.
  • Lázaro Lesteiro, de 19 años, ya compareció en una corte de Miami donde le impusieron una fianza de 75 mil dólares y le acusaron de varios cargos.
  • El hispano confirmó que sus amenazas eran totalmente raciales, según las autoridades policiales de la ciudad de Hialeah.

Un joven de 19 años, residente en la ciudad de Hialeah, en el sur de la Florida, fue arrestado por la policía tras amenazar en su cuenta de Twitter con “matar a todos los indios de La Pequeña Habana”, un vecindario de Miami, donde residen inmigrantes de Centroamerica y Cuba.

Lázaro Lesteiro, de origen un cubano, también profirió amenazas de muerte contra afroamericanos y homosexuales, por lo cual fue denunciado por varios usuarios en las redes sociales, algunos de los cuales habrían dado parte a la Policía.

VIDEO:

“Aquí habla Lazarito de San Miguel, vamos para la Pequeña Habana hoy en Miami y matar a todos los indios nica y colombianos y todo tipo de indios y botarlos de la Pequeña Habana. Llegó la mafia cubana, prepárense!”, escribió en cuenta de Twitter, reportan medios locales.

Lesteiro fue arrestado por las autoridades policiales de Hialeah y ya compareció en corte, donde recibió una fianza de 75 mil dólares a la espera de juicio, acusado además de provocar lesiones corporales.

De acuerdo con un comunicado de la Poicía de Hialeah, tras el arresto el hispano confirmó que sus amenazas eran totalmente raciales. En varias publicaciones compartidas por usuarios en Twitter, se ve al joven Lesteiro en fotos con rifles de alta potencia y otras armas de fuego.

Capturan al “violador de la funda de almohada” que aterrorizó a Miami

Autoridades policiales anunciaron la detención de un hombre apodado el “violador de la funda de almohada”, uno de los más peligrosos de la historia criminal de Miami.

Las autoridades arrestaron a Robert Eugene Koehler, sospechoso de ser el “violador de la funda de almohada”, como se conoció en la década de los años ochenta a un criminal que asaltó a más de cuarenta mujeres en el sureste de Florida, reportó la agencia de noticias Efe.

Koehler fue arrestado el sábado pasado en el condado Brevard, en el centro de Florida, y debe presentarse este martes ante el juez Benjamin Garagozlo, según documentos de corte obtenidos este lunes por Efe.

El hombre de 60 años deberá ser trasladado al condado Miami-Dade, en el sur del estado, donde enfrenta un cargo de “asalto agravado” que data de junio de 1980, según confirmó Efe en los archivos judiciales.

El diario Miami Herald detalló el lunes que el grueso de los ataques del “depredador sexual” ocurrieron entre 1981 y 1986 y obligaron a la creación de un cuerpo policial especial para dar con su paradero, pero después de un año se desintegró tras fracasar.

El “violador de la funda de almohada”, del que solo se detectó que tenía un raro subgrupo de sangre tipo O, logró escabullirse gracias a que casi siempre cubrió su rostro con una funda de almohada.

Sólo había el retrato hablado hecho con la descripción de la que se presume fue su última víctima, que lo convenció de descubrir su rostro.

El violador siempre llevaba una funda de almohada, una toalla o una camisa sobre la cara para ocultar su identidad cuando irrumpía en las viviendas de las mujeres, según las denuncias policiales.

El Miami Herald, que cubrió intensamente los pasos del “violador de la funda de almohada” en los años ochenta, detalló que este estaba registrado como depredador sexual y estuvo condenado por violación en 1991 en Palm Bay (en el centro de Florida).

Precisó que sus presuntas víctimas incluían entre otras mujeres, una maestra de escuela, una azafata, una artista, una modelo, una enfermera, una instructora de gimnasio, según el diario The Miami Herald.

Pillowcase Rapist: Robert Eugene Koehler Wiki, Bio, Age, Charges and Arrested, criminal History, Investigation Report

El “violador de la funda de almohada” escogía, según los reportes de la época, a mujeres jóvenes, atractivas y profesionales que vivían en vecindarios de clase media alta, a quienes amenazaba con cuchillos.

Según los informes, a menudo ingresaba a sus hogares a través de ventanas abiertas y amenazaba a las mujeres con un cuchillo antes de atacarlas rápidamente.

Psíquicas de Florida son encarceladas por estafar a clientes por $ 1.4 millones

Una madre y su hija que afirmaban ser psíquicas de Florida y usaron huevos que contenían embriones de serpiente para convencer a los clientes de que estaban malditos, según reseñó The Associated Press.

El SunSentinel informó que un juez federal condenó el viernes a Annie Marie Vwanawick, de 74 años de edad, a 42 meses tras las rejas, y a April Miller, de 44 años de edad, a poco más de dos años.

Psíquicas de Florida son encarceladas por estafar a clientes por $ 1.4 millones
Foto: Getty.

El juez federal de distrito Kenneth Marra encontró en la corte federal de West Palm Beach que la pareja madre-hija, ambas de Broward, había engañado a una víctima por poco más de 1.4 millones de dólares con sus estafas espirituales.

La otra había sido estafada por poco menos de 10,000 dólares.

Los registros de la corte muestran que la pareja afirmó que eran curanderas espirituales “indias blancas Cherokee” y que los embriones de serpientes eran parte de su práctica.

Una víctima, identificada en la corte solo como la “Sra. O. ”, dijo que las estafadoras le dijeron que tenía que darles dinero a ellas para que pudieran “limpiarla”.

“Los monstruos y el mal realmente existen”, dijo la Sra. O en la sentencia donde expuso al juez los detalles de una estafa que duró alrededor de seis años.

La Sra. O, de Boynton, conoció a Miller en un salón de belleza en 2009, y la vidente le había ofrecido a la mujer, que estaba pasando por un desagradable divorcio, los servicios de “curación espiritual” de su madre, Vwanawick.

Pero las cosas se tornaron oscuras después de unas pocas reuniones.

“Me dijeron que mi vida estaba maldita”, dijo la Sra. O al juez, “y que mi esposo ganaría todo en el divorcio y que era un demonio”, aseguró.

Después de que la Sra. O ganara dinero de su esposo en el acuerdo de divorcio, Vwanawick le dijo que el dinero en sí estaba maldito, y que la Sra. O debería entregarlo a Vwanawick en forma de efectivo, para “limpiarlo”.

Posteriormente el esposo de la Sra. O murió de alcoholismo, así que las dos psíquicas le dijeron a la víctima que el hombre se había convertido en un poderoso demonio, y le pidieron a la Sra. O que entregara cualquier joya que él le hubiera dado para una “limpieza” similar.

“Juraron en el nombre de Jesús que el dinero sería devuelto después de ser purificado”, dijo la Sra. O al juez luego indicó que no fue así.

De hecho, según los fiscales, Vwanawick y Miller han devuelto poco menos de 100,000 dólares del efectivo robado, y afirman que las psíquicas de Florida gastaron el resto.

Por otro lado, la segunda víctima, que pidió ser identificada solo como el Sr. A, le dijo al juez que había sido estafado después de encontrarse con las psíquicas de Florida durante un momento difícil en su vida en el que su negocio estaba fallando.

Antes de dictar la sentencia, James Lewis, abogado de Vwanawick, le pidió al juez que mantuviera a su cliente fuera de la cárcel.

“¿Cuáles son las posibilidades de que alguien de esta edad salga con vida después de una sentencia de 42 meses?”, dijo el abogado al juez.

A pesar de que los abogados defensores habían pedido clemencia, en parte citando la herencia gitana de la pareja, el juez impuso sentencias más largas de las que buscaban debido a la evidencia pasada de fraude.

“Las familias gitanas, probablemente durante cientos de años, se han mantenido de esta manera”, dijo.

El tiempo en la cárcel no fue suficiente para satisfacer a Bob Nygaard, un detective privado que se especializa en investigar psíquicos fraudulentos y que ayudó a investigar a Vwanawick y Miller.

“Si alguien puede robar 1.4 millones de dólares, devolver solo 97,000 dólares, ser sentenciado a 42 meses y luego solo cumplir 36, está cumpliendo tres años de prisión por una ganancia de 1.3 millones de dólares”, señaló después de la audiencia de sentencia.

Los delincuentes en el sistema penitenciario federal cumplen, en promedio, solo el 88 por ciento de su condena, según informes de Pew Charitable Trust.