California, Nueva York y 7 estados más anuncian sus propios planes para volver a la normalidad

  • Gobernadores de California, Nueva York y otros siete estados se rebelan contra Trump y compiten por ver quién “reabre” EE.UU.
  • Nueve gobernadores han creado planes conjuntos que les permitan retomar la actividad económica con el menor riesgo para la salud de los estadounidenses
  • Estados Unidos con 558.999 casos confirmados y 22.154 muertes, es el epicentro de la pandemia

Los gobernadores de California, Nueva York y otros siete estados anunciaron sus propios planes para volver a la normalidad pese a que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, intentó zanjar este lunes cualquier polémica sobre una “reapertura” del país al indicar que esta será una decisión suya y no de los gobernadores.

Estados Unidos, con 558.999 casos confirmados y 22.154 muertes, es el epicentro de la pandemia, que suma a nivel mundial 1.897.373 enfermos y 118.304 decesos, según los registros de la Universidad Johns Hopkins, reseñó la agencia Efe.

“Con el propósito de crear conflictos y confusión, algunos medios de noticias falsas están diciendo que es decisión de los gobernadores abrir los estados y no del presidente de EE.UU. y del Gobierno federal”, escribió Trump en su cuenta de Twitter.

“Que se entienda completamente que esto es incorrecto -sentenció-. Es la decisión del presidente y por muchas buenas razones”.

“Una decisión mía, en conjunto con los gobernadores y el aporte de otros, se tomará en breve”, remató sin mayores detalles.

Las palabras de Trump coincidieron con la iniciativa de varios gobernadores demócratas que, sin esperar directrices del Gobierno federal, se han unido este lunes para elaborar planes conjuntos que les permitan retomar la actividad económica con el menor riesgo para la salud y de contagios.

En la costa este, Nueva York y otros cinco estados anunciaron que elaborarán un plan conjunto para retomar la vida social y reactivar la economía de manera segura, gradual y coordinada para evitar un repunte de infecciones por el coronavirus.

Se trata de Nueva Jersey, Connecticut, Pensilvania, Delaware, Rhode Island y Nueva York, seis estados que, como subrayaron sus gobernadores en una rueda de prensa telemática, son vecinos y se encuentran estrechamente conectados.

En este sentido, el gobernador de Connecticut, Ned Lamont, hizo mención al “corredor” de transporte que conecta especialmente Nueva York, Nueva Jersey y su región, y explicó que los principales focos de expansión del virus están vinculados con las vías de comunicación que unen los tres estados.

En “el corredor formado por la carretera Interestatal 95 y el tren (Metro North) tenemos cientos de miles de personas que continuamente vienen y van entre Nueva York y Connecticut. Es un corredor de comunicación pero también es el corredor del COVID-19 y es por eso por lo que es tan importante que trabajemos juntos en esto”, dijo.

“Al virus no le importan las fronteras estatales y a nosotros tampoco”, declaró por su parte la gobernadora de Rhode Island, Gina Raimondo, que, como el resto de responsables políticos, todos ellos del Partido Demócrata, alabaron el “liderazgo” de su homólogo de Nueva York, Andrew Cuomo, por consolidar esta iniciativa.

Mientras en la costa oeste de EE.UU., los gobernadores de California, Oregón y Washington informaron de un acuerdo similar para trabajar de forma compartida la estrategia de lucha contra el coronavirus causante del COVID-19 y buscar fórmulas para reabrir la economía de la región, indicó la oficina del responsable californiano, Gavin Newsom.

Página: 1 2 3 4