Estudiantes de Stanford regalan laptops a todos los niños que la necesiten

Isabel Wang y Margot Bellon son dos estudiantes de la Universidad de Stanford que han emprendido un ambicioso proyecto para dotar de computadoras portátiles a cientos de estudiantes en el área de San Francisco.

Sin duda, la pandemia ha causado una serie de problemáticas que en previos meses no se habían contemplado.

Una de las más inquietantes ha sido el hecho de que, solo en San Francisco, se estima que hay al menos 2,000 estudiantes sin vivienda.

Esto quiere decir que ninguno de ellos cuenta con los medios para acceder a una educación en línea, la cual se ha convertido en la norma en varias instituciones, lo que amenaza la permanencia escolar en miles de estudiantes.

Por tal motivo, Wang y Bellon se han dado a la tarea de crear un proyecto en común para entregar computadoras portátiles a cientos de estudiantes; hasta el momento, han logrado concretar el envío de 400 dispositivos gracias al proyecto Bridging Tech.

Foto: Shutterstock

¿Quieres conocer más acerca de este proyecto? Continúa leyendo

  • Un proyecto llevado a cabo por dos estudiantes de la Universidad de Stanford ha permitido que al menos 400 estudiantes marginados cuenten con laptops
  • La pandemia ha representado un duro golpe para millones de estudiantes en Estados Unidos que no cuentan con los medios para acceder a una educación a distancia
  • Se estima que en San Francisco hay al menos 2,000 estudiantes sin vivienda y sin acceso a los medios para completar sus estudios

Dos estudiantes de Stanford crean una organización para dotar de computadoras portátiles a estudiantes sin vivienda

La pandemia ha ocasionado que una buena parte de las aulas escolares se trasladen al mundo virtual.

Esto ha ocasionado una serie de conflictos, especialmente para aquellas comunidades que no cuentan con los medios para acceder a un servicio de internet o al presupuesto necesario para adquirir el equipo de cómputo idóneo para esta modalidad de estudio.

Para Isabel Wang y Margot Bellon, la problemática tiene una solución viable, y gracias al proyecto que han creado, al que han llamado Bridging Tech, poco a poco han logrado cerrar la brecha tecnológica que separa a los estudiantes en el área de San Francisco.

Al menos en lo que se refiere a la tecnología.

Wang y Bellon han logrado enviar 400 computadoras portátiles a niños que viven en refugios, quienes han sido unos de los más afectados por las nuevas disposiciones escolares en Estados Unidos.

Wang creció en Cleveland, Ohio, donde destaca que “siempre hubo tensiones raciales”; de acuerdo con la estudiante, este fenómeno la orilló a involucrarse en diferentes iniciativas relacionadas con la salud pública, especialmente de los grupos vulnerables.

Por su parte, Bellon creció en San Mateo, California, en donde descubrió su pasión por el voluntariado en refugios, hecho que le hizo cuestionarse acerca de las dificultades que otras personas pasaban para acceder a la tecnología.

Si bien la iniciativa fue de Bellon y de Wang, el proyecto también cuenta con la participación de 30 voluntarios, la mayoría de ellos estudiantes de Stanford.

El proyecto tiene como objetivo principal dotar de computadoras portátiles a los estudiantes que no cuentan con acceso a este tipo de tecnología.

Las computadoras que les son donadas al proyecto son renovadas para ser distribuidas con la garantía de ser útiles por al menos un año.

Sin embargo, los receptores de las computadoras portátiles podrán quedarse con el equipo aún después de que haya pasado el año de uso establecido por Bridging Tech.

Uno de los benefactores y colaboradores, ShelterTech, también se ha asegurado de que cada equipo cuente con acceso a WiFi, para proveer una experiencia más completa a los usuarios.

Foto: Shutterstock

Dos estudiantes de Stanford trabajan en favor de la educación en Estados Unidos: ¡Descubre cómo!

Hasta ahora, la iniciativa de las estudiantes ha funcionado en San Francisco, pero ya se encuentran en pláticas con diferentes refugios en Nueva York, Los Ángeles y Atlanta para implementar este tipo de ayuda.

No obstante, aún queda un largo camino por recorrer para que Bridging Tech se establezca de manera permanente en otras ciudades, y esto se debe a que el proyecto no cuenta con la infraestructura para transportar el equipo a los miles de personas en todo el país.

¿Qué tienen en común Stanford y Elon Musk? Conoce los esfuerzos del magnate para dotar de internet a las zonas rurales de Estados Unidos 

Elon Musk es reconocido por su participación en proyectos humanitarios. Hace unos meses, el magnate accedió a proveer servicio de internet  a un distrito rural de Texas por medio de su red satelital, Starlink.

Será en los primeros meses de 2021 cuando SpaceX comience a brindar servicio de internet a más de 45 familias en el condado de Ector.

Gracias a este proyecto, algunas familias recibirán internet gratuito, y serán ellas las pioneras en probar el  servicio de internet Starlink en el sur de Estados Unidos.

Son aproximadamente 900 satélites Starlink los que actualmente se encuentran en órbita. Su función principal es brindar  internet de alta velocidad en todo el mundo, y para lograrlo se han comenzado a realizar pruebas en zonas rurales o de acceso remoto en Estados Unidos.

De acuerdo con información de Business Insider, el internet satelital funciona a partir de la lectura de información que pasa por el vacío del espacio, donde viaja 47% veces más rápido que la fibra óptica por cable.

Los satélites Starlink funcionan en lugares a los que es difícil acceder por medio de fibra óptica, lo que ha favorecido su implementación en zonas rurales de Estados Unidos.

Satelites Starlink
Foto: Space X