EE.UU. ha retirado ya a más de la mitad de sus tropas de Afganistán

EE.UU. ha retirado ya a más de la mitad de sus tropas de Afganistán, a medida que se acerca a la fecha límite del 11 de septiembre (...)

Compartir
Suscríbete
Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
Shutterstock
  • La cantidad total de soldados estadounidenses retirados de Afganistán ya suma un cifra elevada
  • La comercialización de armas se ha convertido en algo incontrolable
  • El demócrata Bernie Sanders dice que los gobernantes deben unir a la gente y no fomentar conflicto

Washington, 10 jun (EFE News).- EE.UU. ha retirado ya a más de la mitad de sus tropas de Afganistán, a medida que se acerca a la fecha límite del 11 de septiembre para completar el repliegue total, confirmó este jueves el secretario de Defensa estadounidense, Lloyd Austin. Austin aseguró en una audiencia del Comité de Servicios Armados del Senado de EE.UU. que la retirada de los efectivos estadounidenses en Afganistán “sigue a buen ritmo”, después de que el Pentágono informara que más del 50 % de las tropas ya están fuera del país asiático.

“El presidente (Joe Biden) ha dejado claro que nuestra misión en Afganistán se ha cumplido y estamos enfocados en retirar a nuestra gente y equipo”, insistió Austin, que testificó ante ese comité senatorial sobre la propuesta de presupuesto para Defensa del mandatario estadounidense. Desde que Biden ordenó la salida de Afganistán en abril pasado, el Departamento de Defensa ha retirado el equivalente a aproximadamente 500 cargas de material C-17, según las últimas estimaciones semanales del Comando Central del Ejército estadounidense (Centcom).

Afganistán ve retirada de más de 2,000 soldados

Shutterstock

En total, el Ejército estadounidense tiene la tarea de retirar 2.500 soldados, 16.000 contratistas civiles y cientos de toneladas de equipo que estaban dentro de Afganistán para la fecha del 11 de septiembre, que marca el vigésimo aniversario de los ataques de Al-Qaeda en Nueva York y Washington. Preguntado por la senadora demócrata Jeanne Shaheen sobre si el Pentágono podría intervenir con aviones de combate o drones en Afganistán en caso de que Kabul esté en peligro de caer en manos de los talibanes, tal como informó el diario The New York Times en las últimas horas, Austin evitó confirmar esta estrategia.

Sin embargo, sí dijo que EE.UU. tiene previsto estacionar algunos efectivos y equipamiento en países vecinos, aunque aseguró que las negociaciones en ese sentido “siguen en curso”. Además, el jefe del Pentágono explicó que dentro de la solicitud presupuestaria para el departamento que lidera se encuentran 3.300 millones de dólares para el Fondo de las Fuerzas de Seguridad de Afganistán (ASFF, en sus siglas en inglés).

Muchas vidas perdidas

Muchas vidas pérdidas por culpa de las armas
Shutterstock

“Esto asegurará nuestro apoyo continuo para los requisitos de mantenimiento, infraestructura, equipamiento y capacitación para el personal de seguridad afgano”, justificó Austin. La guerra en Afganistán comenzó en octubre de 2001 con la misión de dar caza al líder de Al Qaeda Osama Bin Laden -el “cerebro” de los atentados del 11 de septiembre de ese año y que falleció en una operación de EE.UU. en Pakistán en 2011- y castigar a los talibanes que le habían dado refugio.

La guerra arrebató la vida a entre 35.000 y 40.000 civiles afganos y a unos 2.300 soldados estadounidenses, según un proyecto de investigación de la universidad Brown en Rhode Island. En total, la propuesta para el presupuesto del Departamento de Defensa de la Administración de Biden asciende a los 715.000 millones para el año fiscal 2022. EFE News

La venta de armas sigue disparada en Estados Unidos

FOTO Shutterstock

Nueva York, 30 may (EFE News).- Las ventas de armas en Estados Unidos, que se disparó el pasado año a raíz del inicio de la pandemia del coronavirus, continúa creciendo, con una quinta parte de las compras a cargo de personas que se estrenan como propietarios, según datos preliminares de un estudio publicados este domingo por The New York Times.

Las cifras, recopiladas por la Northeastern University y un centro de investigación de Harvard, señalan que cada vez hay más armas en circulación, pero también más y más personas armadas. El estudio, que aún no ha sido publicado, muestra además que la mitad de esos nuevos propietarios de armas son mujeres, una quinta parte afroamericanos y otra quinta parte hispanos, lo que apunta a una diversificación del perfil más habitual del comprador de armas, que es el hombre blanco.

La venta y compra de armas en EE.UU.

Venta de armas
Foto referencial: Shutterstock

Los datos proceden de una encuesta entre 19.000 personas llevada a cabo en abril y apuntan a que alrededor de un 6,5 % de la población estadounidense -unos 17 millones de personas- adquirió armas el año pasado, por encima del 5,3 % de 2019. En conjunto, se calcula que un 39 % de los hogares del país tiene al menos un arma, por encima del 32 % de 2016.

Las ventas se dispararon el pasado año coincidiendo con el inicio de la pandemia de la covid-19, lo que hizo que en marzo de 2020 el número de verificaciones de antecedentes federales -una indicación aproximada del número de ventas de armas- alcanzasen un millón en una semana por primera vez desde que se comenzaron a recopilar datos en 1998.

Armas obtienen récord en ventas

Récord en ventas
Shutterstock

Ese récord en ventas se volvió a superar esta primavera, con una semana en la que se superaron las 1,2 millones de verificaciones, según datos del FBI. De las diez semanas con más verificaciones de antecedentes, seis se han dado en lo que va de 2021 y otras tres tuvieron lugar en 2020. Las ventas de armas llevan años al alza en Estados Unidos, habitualmente con fuertes subidas en años de elecciones o tras crímenes notorios, pero los últimos datos apuntan a un ritmo sin precedentes en la actualidad.

Desde el inicio de la pandemia, además, los tiroteos han aumentado de forma muy importante en numerosas ciudades del país, tras años de reducciones. El mes pasado, el presidente estadounidense, Joe Biden, instó a la oposición republicana a que se una a los demócratas para restringir el acceso a las armas. El líder estadounidense sostuvo que el problema de las armas, que definió como un “derramamiento de sangre diario”, no debería ser un asunto partidista y defendió prohibir los rifles de asalto y los cargadores de alta capacidad, armas y dispositivos habituales en los tiroteos masivos. EFE News

EEUU debe unir a la gente, no vender armas para matar a niños, dice Sanders

No a las armas
Foto: Shutterstock

Washington, 23 may (EFE).- El senador izquierdista Bernie Sanders consideró este domingo que Estados Unidos debería liderar el mundo para unir a la gente en vez de “suministrar armas para matar a niños en Gaza”, en alusión a la reciente escalada de violencia entre Israel y el grupo islamista palestino Hamás. El veterano legislador por Vermont y excandidato presidencial demócrata exigió un “enfoque imparcial” a la hora de abordar el conflicto palestino-israelí en una entrevista con la cadena de televisión CBS News.

“Hay una situación muy difícil, está Hamás -un grupo terrorista-, está el Gobierno de derechas israelí y la situación está empeorando -describió-. Y lo que digo es que los Estados Unidos de América deben liderar el mundo para unir a la gente, no limitarse a suministrar armas que maten a niños en Gaza”. Recordó que en los últimos ataques 64 menores han fallecido y gran parte de la infraestructura de la franja, bajo control de Hamás, ha resultado destruida, con lo que se ha convertido en “uno de los lugares más inhabitables del mundo”.

Sanders dialoga

Shutterstock

Preguntado sobre si piensa que el Gobierno del presidente Joe Biden es defensor del Ejecutivo del primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, Sanders apuntó que EE.UU. debe desarrollar un “enfoque imparcial” para abordar este conflicto. “Debemos ser pro Israel, pero también ser propalestinos”, afirmó el senador, quien opinó que Biden lo entiende así. En ese sentido Sanders se mostró “encantado” de que el mandatario estadounidense esté actuando para reconstruir Gaza, en colaboración con la comunidad internacional. En respuesta a otra cuestión sobre si las críticas hacia Israel deberían moderarse para evitar el antisemitismo, Sanders indicó que habría que rebajar la retórica.

“Creo que nuestra meta es muy simple: entender que lo que está pasando en Gaza hoy en día es insostenible. Cuando tienes al 70% de los jóvenes desempleados, cuando la gente no puede abandonar su comunidad, cuando las plantas de tratamiento de aguas residuales están destruidas, eso es insostenible”, zanjó. Sanders instó esta semana a Biden a que reconsidere los 4.000 millones de ayuda militar que EE.UU. otorga cada año a Israel, al considerar que no debe usarse para “violar los derechos humanos”, lo que ha sido rechazado por la Casa Blanca. Israel y Gaza viven este domingo el tercer día de calma tras la tregua iniciada la madrugada del viernes, mientras que países como Egipto o EE.UU. plantean maneras para reforzar el alto el fuego y abordar la reconstrucción de una franja devastada por los ataques. EFE News

Continua artículo relacionado