Diputados cumplen promesa de López Obrador y anulan pensiones a expresidentes de México

La Cámara de Diputados de México aprobó la nueva Ley Federal de Remuneraciones de los Servidores Públicos, con lo que se pone fin a las pensiones de los expresidentes, tal y como prometió en su campaña el presidente electo Andrés Manuel López Obrador.

Aprobada en lo general con 433 votos a favor, nueve en contra y una abstención, la nueva norma fue enviada al ejecutivo federal para que se publique en el Diario Oficial y entre en vigor antes de la discusión del presupuesto de egresos de 2019.

Morena impuso su mayoría e impidió que prosperaran las 17 reservas que la oposición presentó a la minuta, al Código Penal y a los transitorios.

RELACIONADO: Expresidente de México es contratado por una empresa que produce marihuana

“No se concederán ni cubrirán jubilaciones, pensiones o haberes de retiro sin que éstas se encuentren asignadas por la Ley, decreto legislativo, contrato colectivo o condiciones generales de trabajo”, dice el texto en el artículo 10.

De esta forma se impedirá que continúen las pensiones para los expresidentes, que están asignadas por medio de decretos presidenciales.

Con la nueva norma también se refrenda la disposición constitucional de que ningún servidor público recibirá una remuneración o retribución por el desempeño de su función, cargo o comisión, mayor a la establecida para el presidente de la República.

Además, ningún servidor público podrá tener una remuneración igual o mayor que su superior jerárquico.

TE PUEDE INTERESAR: ¿A cuánto está el cambio del dólar al peso hoy 15 de septiembre y por qué?

También se indica que todo servidor público debe recibir una remuneración adecuada, irrenunciable para el desempeño de su función, empleo, cargo o comisión, proporcional a sus responsabilidades.

Agrega que la remuneración estará sujeta a criterios de anualidad, reconocimiento del desempeño, equidad, fiscalización, igualdad, legalidad, transparencia y rendición de cuentas.

“Se considera remuneración y retribución toda percepción en efectivo o en especie, incluyendo dietas, aguinaldo, calificaciones, premios o recompensas, bonos, estímulos, comisiones, compensaciones y cualquier otra con excepción de los apoyos y gastos sujetos a comprobación, que sean propios del desarrollo del trabajo”.

Precisa que no forman parte de la remuneración los gastos de viaje en actividades oficiales ni los servicios de seguridad que requieren los servidores públicos por razón del cargo desempeñado.

[anvplayer video=”4481803″ station=”CMG MundoHispanico”]

Search

+