Nunca fue a la escuela, pero es empresario y está difundiendo la cultura mexicana en EE.UU. (VIDEO)

Este mexicano nunca fue a la escuela porque tuvo que trabajar en el campo desde los 5 años, pero eso no le ha impedido tener una cadena de restaurantes en Georgia y dar a conocer en EE.UU. la cultura y el trabajo artesanal de los indígenas de su país.

Rufino García no tuvo niñez, siempre estuvo en el mundo de los adultos y como si lo fuera, a los 14 años cruzó la frontera para seguir haciendo lo único que sabía hacer: “trabajar, trabajar, trabajar”.

Así alcanzó su sueño americano y va por más:

De Guanajuato a Georgia

Lo que recuerda de su infancia, es que ‘jugaba’ a cuidar los animales y a recoger maíz y fríjol.

Desde los cinco años comenzó a trabajar en el rancho de sus padres en Guanajuato y apenas cumplió los 14, decidió cruzar la frontera buscando un futuro mejor. Entró por Nogales y luego subió a Georgia.

Como era menor de edad e indocumentado, empezó trabajando en la cocina de un restaurante mexicano como preparador y lavando platos. Desde allí nace su gusto por la cocina.

Su padre le dio el “empujocito”

Foto: MH

Luego de seis años de trabajo, decidió abrir su primer restaurante. Lo hace porque su padre siempre les inculcó que debían ir más allá y no ser conformistas.

La primera Hacienda Mexican Restaurant abre sus puertas en 2005 en Fairburn, Georgia, con 25 empleados. Para lograrlo se asoció con dos de sus hermanos, su padre y unos amigos.

Pero después de un tiempo, sus hermanos y él, decidieron iniciar su cadena aparte naciendo las localidades de Newnan, Dawsonville y Cumming.

Las recetas de la abuela

Foto: MH

Nunca estudió cocina, pero él mismo ha diseñado el menú. Los platos son inspirados en las recetas que su abuela les preparaba.

“Ella murió hace 4 años, pero siempre recordaré el amor con el que nos servía la comida en la mesa. Y eso es lo que quiero transmitir en mis restaurantes”, dice Rufino con emotividad.

Por eso el concepto de su restaurante es “familiar” y en un 80% sus clientes son estadounidenses.

Promoviendo la cultura mexicana y apoyando los artesanos

Foto: MH

Está muy orgulloso de su cultura y por eso ha convertido sus restaurantes en galerías de exhibición de arte.

Cada vez que tiene oportunidad llena un contenedor de artesanías que compra a los indígenas de Tonalá, Guanajuato, y las importa a EE.UU. “Parte de lo que hacemos es apoyar a esos artesanos, comprándole piezas talladas en madera, herrería y talavera. Las bancas de nuestros restaurantes son talladas por ellos en pino y también traemos máscaras aztecas.”

Algunas de estas piezas hechas a mano por los indígenas de la región son vendidas en su restaurante a un promedio de 350 dólares. “Todo empezó porque algunos de los clientes me decían me gusta esa, cuanto me pide por ella, pero nosotros las vendemos por el valor en el que las compramos porque el objetivo es que conozcan la cultura y ayudarlos a ellos”.

“Mi meta ahora es tener una cadena de 15 restaurantes en Georgia. Y lo voy a lograr, porque mi padre me enseñó que cuando se quiere… todo se puede”, afirma Rufino.


Rufino García
La Hacienda Mexican Restaurant
770-304-19-31
941 Hwy. 34 E Newnan, GA 30265

Top Stories