Descubren un nuevo planeta muy parecido a la Tierra

¿Un planeta parecido a la Tierra? El proyecto de sondeo astronómico OGLE ha logrado detectar la existencia de una serie de planetas que no guardan una vinculación gravitacional con otra estrella.

Los astrónomos participantes en este proyecto han logrado evidenciar la existencia de una serie de planetas sin vinculación gravitacional, pero apenas en semanas pasadas comunicaron de manera oficial que habían observado el planeta más pequeño, que podría tener características similares a la Tierra.

  • Científicos descubren la existencia de un nuevo planeta, muy parecido a la Tierra, que ha sido denominado el evento más breve de micro amplificación jamás observado
  • El evento fue denominado  OGLE-2016-BLG-1928, y tuvo una estampa temporal de tan solo 42 minutos
  • ¿Qué significa esto para la ciencia? Los astrónomos han logrado evidenciar la existencia de una serie de planetas que no tienen vinculación gravitacional con otra estrella

Científicos descubren la existencia de un planeta que podría ser muy similar a la Tierra

Los científicos anunciaron el descubrimiento, y lo catalogaron como el evento más breve de micro amplificación jamás observado, con una estampa temporal de 42 minutos, al que denominaron como OGLE-2016-BLG-1928.

La mayoría de los planetas que actualmente se conocen guardan una característica en común: orbitan alrededor de una estrella.

Sin embargo, los planetas que recientemente se han descubierto gracias al proyecto de sondeo astronómico OGLE, que antes eran ‘invisibles’, han demostrado que no se requiere de la fuerza gravitacional de una estrella para ser parte del universo.

Este tipo de planetas han estado escondidos, y, de alguna forma, han permanecido ‘olvidados’ y ‘abandonados’, al menos de la mirada de la ciencia.

Uno de estos planetas olvidados ha sido recientemente descubierto, y todo parece indicar que guarda algunas similitudes con la Tierra.

¿Cómo se forma un planeta? De acuerdo con el portal The Next Web, los planetas se forman de restos que se desprenden después del nacimiento de una estrella.

Los científicos han descrito a la Tierra como el resultado de un choque con una masa del tamaño de Marte, del cual se desprendió material suficiente para formar la luna.

Sin embargo, los planetas ‘clandestinos’ de reciente descubrimiento tuvieron un destino más sombrío, ya que quedaron confinados al espacio entre las estrellas.

Al hablar del planeta de más reciente descubrimiento, Radoslaw Poleski, del Observatorio Astronómico de la Universidad de Varsovia, declaró que “Cuando vimos por primera vez este evento estaba claro que había sido provocado por un objetivo extremadamente pequeño.”

Poleski indicó que “Si la lente estuviera orbitando en torno a una estrella, detectaríamos su presencia en la curva de luz. Podemos descartar que este planeta tenga una estrella dentro de una distancia de unas 8 unidades astronómicas (ocho veces la distancia entre la Tierra y el Sol)”.

Tierra

Foto: Shutterstock

“Las posibilidades de observar una microlente son extremadamente pequeñas, porque hay tres objetos -la fuente, la lente y el observador- que deben estar casi perfectamente alineados” explicó Przemek Mroz, científico del Instituto de Tecnología de California.

Debido a esto, la importancia de los programas de detección de eventos astronómicos recae en rastrear las estrellas existentes en la Vía Láctea, lo que en algún momento determinado podría llegar a abrir la posibilidad de descubrir más planetas que por siglos han permanecido en el olvido

¿Otra similaridad entre la Tierra y el espacio? Científicos descubren la existencia de agua en la Luna

El tamaño no es lo único similar que tiene la Tierra con otros objetos dentro del espacio. En esto, la exploración científica influye en gran medida; apenas hace unos meses, el avión SOFIA detectó moléculas de agua en el cráter Clavius,uno de los más grandes y con mayor visibilidad desde la tierra.

En años anteriores se había detectado la existencia de una forma de hidrógeno en la superficie lunar, aunque en ese entonces no se llegó a una conclusión exacta que confirmara si se trataba de agua o de hidroxilo.

El director de la división de astrofísica de la NASA, Paul Hertz, declaró a los medios que “Habíamos tenido indicios de que el agua tal como la conocemos podría estar presente en el lado de la luna iluminado por la luz solar. Ahora sabemos que esto es cierto. Este descubrimiento desafía nuestro entendimiento de la superficie lunar, y crea más cuestionamientos acerca de los recursos relevantes para realizar una profunda exploración espacial.”

Foto: Shutterstock

No solo la Tierra tiene agua: Descubren la existencia de agua en la Luna

Aunque cada exploración representa un gran avance para la ciencia, el hallazgo realizado por el jet 747 SOFIA, aún tiene muchas preguntas por contestar para los científicos.

Una de las cuestiones que más importancia tienen para el futuro de las exploraciones es acerca del uso que se le podrá dar al agua en la luna, en especial cuando se contemplan misiones en los próximos años.

La NASA se encuentra en el proceso de analizar las muestras para sentar las bases de su próxima exploración en 2024, que, si todo sale de acuerdo a los planes, estará conformada por un hombre y una mujer, que sería la primera en pisar la superficie lunar.

Casey Honnibal, investigador de la Universidad de Hawái en Honolulu, aseguró que “Desde antes de las observaciones realizadas por SOFIA, sabíamos que había un tipo de hidratación en la luna.”

SOFIA, el boeing 747 de la NASA, puede volar a altitudes de hasta 45,000 pies y extraer información gracias a un telescopio de 106 pulgadas de diámetro, con el que se ha descubierto agua en el cráter Clavius.

Foto: Shutterstock