Denuncian condiciones precarias en centros de detención


Un grupo de expertos en materia migratoria denunció que las condiciones en las cárceles donde permanecen retenidos inmigrantes indocumentados no son las “adecuadas” para acoger un número cada vez más creciente de personas.

“La detención de inmigrantes en el país aumentó significativamente, mientras que las denuncias de violaciones de derechos humanos y civiles también han persistido”, explicó en una rueda de prensa telefónica la profesora asociada de la Escuela de Derecho Gould de la Universidad de Southern California, Emily Ryo.

TE PUEDE INTERESAR: Cómo teñir el cabello paso a paso y consejos para cuidarlo (VIDEO)

Ryo es una de las autoras del informe “El estado del sistema de detención de inmigrantes en los EE.UU.”, presentado y publicado por el American Immigration Council.

Según este documento, la población de inmigrantes reclusos se ha multiplicado por más de cinco en las últimas dos décadas, para lo que la Oficina de Control de Inmigración y Aduanas (ICE, en inglés) empleó 638 centros penitenciarios.

Este tipo de instalaciones suelen estar operadas por entidades privadas y se ubican en lugares remotos que complican el acceso a las organizaciones de apoyo comunitario y las redes de defensa legal para los arrestados.

De acuerdo al estudio, debido al gran volumen de inmigrantes detenidos, casi la mitad, de un total de 355.729, fueron trasladados en el año fiscal 2015 al menos una vez a otras instalaciones, generalmente localizadas a casi 100 kilómetros de distancia su abogado.

TE PUEDE INTERESAR: Daniela Castro llora al reaparecer tras ser acusada de robo (VIDEOS)

Ryo alertó de que esos problemas se pueden “agravar” si el actual Gobierno del presidente, Donald Trump, sigue ampliando la “detención masiva como política migratoria”.

En este sentido, la abogada del American Immigration Council Kathryn Shepherd opinó que es “urgente” que las instituciones aborden “los problemas en curso” y encuentren soluciones “más humanitarias”, que, además, tenga un coste menor para los fondos públicos.

La letrada apostó por métodos alternativos como la puesta en libertad y el control de estas personas mediante visitas judiciales semanales que, según sus estimaciones, supondrían un coste máximo de 17 dólares por persona y día, comparado con los 130 dólares de media que conlleva la detención permanente.

Por su parte, la abogada de Rocky Mountain Immigrant Advocacy Network Laura Lunn subrayó durante su intervención las condiciones “precarias” de los inmigrantes indocumentados durante el proceso migratorio.
ES TENDENCIA:

Seguir leyendo: Siguiente >

Seguir leyendo:
Siguiente >

Search

+