Demora en envío de acusaciones al Senado enfurece a Trump

  • El presidente Donald Trump reaccionó furioso ante la decisión de la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, de no remitir pronto las acusaciones al Senado.
  • El senador republicano Lindsey Graham, un firme aliado suyo, salió de una reunión en la Casa Blanca portando un mensaje.
  • Trump considera que el juicio en el Senado lo reivindicará y que la absolución será un antídoto parcial a la mancha que dejan las acusaciones de la cámara baja en su legado.

A puertas cerradas, el presidente Donald Trump reaccionó furioso ante la decisión de la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, de no remitir pronto las acusaciones al Senado dominado por los republicanos, lo que dejó al previsto juicio político en el limbo.

El senador republicano Lindsey Graham, un firme aliado suyo, salió de una reunión en la Casa Blanca portando un mensaje.

“Él exige poder dar su versión en la corte”, dijo Graham en una entrevista al canal Fox News el jueves por la noche. “Acabo de hablar con el presidente Trump. Está furioso porque después de hacerle esto le niegan la posibilidad de expresarse”. La Casa Blanca no respondió de inmediato a preguntas sobre estas declaraciones.

Trump considera que el juicio en el Senado lo reivindicará y que la absolución será un antídoto parcial a la mancha que dejan las acusaciones de la cámara baja en su legado, pero Pelosi dijo que sólo remitirá las acusaciones aprobadas por la cámara al Senado cuando los líderes republicanos aclaren cómo piensan manejar el juicio.

Seguir leyendo: Siguiente >

Seguir leyendo:
Siguiente >

Search

+