Crónica: Niña latina huye de su hogar y acaba en trata de blancas

Compartir
Suscríbete
Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
Foto GBI
  • Crónica: Niña latina huye de su hogar y acaba en trata de blancas
  • Autoridades lograron rescatar a la menor y capturar a dos hombres
  • Ese es el riesgo que corren los pequeños cuando abandonan sus casas

Crónica latina trata blancas. Casi a diario las autoridades estadounidenses reciben reportes de niños y adolescentes extraviados. La mayoría de los casos de entrada son considerados por la policía como ‘runaway’ y no como “secuestros” como quisieran los padres de los menores y esto es porque casi siempre se van por voluntad propia.

Estamos ya tan acostumbrados a esta clase de caso, que ni nos inmutamos al ver uno más y casi, por inercia muchos lo compartimos en nuestras redes sociales asumiendo automáticamente que “pronto aparecerá”, mientras que otros, que son más insensibles al dolor ajeno, comienzan a juzgar y exponer sus conjeturas.

“Se fue con su marido”: Crónica latina trata blancas

Crónica latina trata blancas
Foto referencial: Shutterstock

“Déjenla que esté gozando…, Ya va a regresar con una pancita…, Tan chiquita, pero tan pícara…”, comentarios como estos son muy comunes en las publicaciones de chicas desaparecidas. Pareciera que, de una vez, ya dieron por echo que la pobre criatura se fue con su novio para tener sexo.

Pero la historia que les expondré hoy les dejará en claro que, aunque en muchas ocasiones es verdad lo que la gente asume, no siempre es así. Hay veces en que la situación es más grave de lo que parece, tal como le ocurrió a una jovencita hispana de 14 años, a quien llamaremos Lucía (nombre ficticio para proteger su identidad).

Se fue de casa tras una discusión con su mamá: Crónica latina trata blancas

Crónica latina trata blancas
Foto: Shutterstock

Resulta que una tranquila mañana de abril de 2020, Lucía y su mamá amanecieron de mal humor y comenzaron a discutir. Estábamos en plena pandemia en ese entonces, cuando medio mundo estaba encerrado y se estresaba por todo, así es que esa clase de altercados se volvieron muy comunes.

El punto es que ese incidente, fue bien aprovechado por la adolescente y sin tomar ni una sola de sus pertenencias, abandonó el hogar sin decirle a absolutamente a nadie más y contactó a uno de sus tantos “amigos” cibernéticos, un chico universitario con el que días antes había comenzado a hablar en línea tras conocerlo en Internet.

El desconocido abusó de ella y la vendió

Crónica latina trata blancas
Archivo

La menor sabía que el estudiante quería más que una amistad con ella. De hecho, sabía que era uno de sus tantos pretendientes, pero como le parecía muy apuesto, no tuvo ningún reparo en irse con él. Lo que no sabía en lo absoluto, es que este solo pretendía abusarla y luego, la desecharía.

Bueno hubiera sido que cuando hablo de “desecharla” fuese el hecho de terminar toda relación con ella, o como decimos nosotros “la mandara al carajo”, pero no, tras violarla, la trasladó del condado de Cook (Georgia) hacia la localidad de Chestertown (Maryland) con intensiones perversas.

Se la dio a un individuo del triple de su edad: Crónica latina trata blancas

Crónica latina trata blancas
Archivo

El ‘príncipe azul’ de Lucía resultó ser un demonio y de los peores, pues se la entregó a un hombre cincuentón que fácilmente podría haber sido el abuelo de la menor. Este la mantuvo cautiva en su casa por un buen tiempo mientras que, en todo Georgia, la chica era buscada por sus allegados.

Pero como no hay crimen perfecto, el sujeto cometió un error, y la Oficina del Alguacil del condado de Kent se dio cuenta del secuestro, rescató a la menor, que el mismo día fue devuelta a Georgia con sus padres y pusieron tras las rejas a Brady Alan Hart, de 50 años. Archivo: Crónica latina trata blancas

Al verse acorralado entregó a su cómplice

Archivo/MH

La investigación en torno a este caso cobró un giro trascendental cuando la policía local descubrió que había al menos otra persona involucrada en el secuestro y violación de Lucía. La pesquisa los dirigió de nuevo a Georgia cuando Hart señaló a su compañero de fechorías acá.

El Buró de Investigaciones de Georgia (GBI) intervino y tras indagar a fondo, consiguieron una orden de arresto en contra de Nicholas Fernández, de 23 años, alumno activo de la Universidad de Georgia (UGA). El muchacho fue arrestado esta semana en el plantel educativo, justo al salir de una de sus clases de rutina. Archivo: Crónica latina trata blancas

Enfrenta múltiples cargos graves

Nicholas Fernández Foto GBI

Fernández fue ya formalmente acusado secuestro, violación, agresión sexual en perjuicio de una niña, así como de tráfico humano con fines de esclavitud sexual, entre otros. No es la primera vez que este sujeto tiene problemas con la justicia. Ya hace un par de años lo habían arrestado por cargos similares, aunque menos serios.

Pasó un par de días en la cárcel por interferir con la custodia de un menor de edad y contribuir para que un pequeño se convierta en delincuente, de acuerdo con los expedientes judiciales. La próxima vez que veamos un caso de desaparición de una menor de edad, por favor seamos más prudentes y sensatos, porque como pueden ver, no siempre ellas están bajo voluntad propia. Gracias por leer mi crónica de hoy en MundoHispánico. Hasta la próxima. Archivo: Crónica latina trata blancas