Crónica: Conductor latino va a la cárcel por no andar su pasaporte

Crónica: Conductor latino va a la cárcel por no andar su pasaporte. El muchacho cometió algunos errores comunes que atrajeron la policía.

Compartir
Suscríbete
Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
Oficina del Alguacil del condado de Gwinnett
  • Crónica: Conductor latino va a la cárcel por no traer su pasaporte
  • El muchacho cometió algunos errores comunes que atrajeron la policía
  • A pesar de que el oficial quiso ayudarle para no arrestarlo, al final no pudo

Crónica Conductor latino pasaporte. Martín Baudillio Leonel es un joven guatemalteco de 19 años que al parecer la vida no lo ha tratado nada bien. Y es que cuando todavía era un niño perdió a su padre y luego, al llegar a la adolescencia, también se quedó sin su madre. A pesar de ello hizo todo cuanto pudo por superarse en su país, pero no le fue posible.

Por ello, a principios de este año tomó la drástica decisión de mudarse a Estados Unidos, aunque claro está, por más que hubiese querido hacerlo legalmente no habría podido, ya que obtener una visa le era imposible debido a sus condiciones pues carecía de los recursos necesarios para ello.

Martín emprendió la travesía: Crónica Conductor latino pasaporte

Crónica Conductor latino pasaporte
Departamento de Policía de la ciudad de Norcross

Cuando cumplió la mayoría de edad el desafortunado muchacho se lanzó para hacer ese largo viaje sin papeles y sin dinero, así que las posibilidades de que pudiera cumplir su deseo de alcanzar el ‘Sueño Americano’ eran casi nulas. Pero contra todo pronóstico, logró llegar a suelo estadounidense.

Tras salir sin ningún problema de su patria, Martín cruzó también con éxito todo el territorio mexicano, que es una de las partes más duras que enfrentan todos los migrantes. Y por si eso fuera poco, logró burlar los controles fronterizos y cuando menos lo pensó, ya estaba en Texas, aunque todo eso le tomó varios meses. Archivado como: Crónica Conductor latino pasaporte

Se quedó en Houston por un tiempo

Crónica Conductor latino pasaporte
Departamento de Policía de la ciudad de Norcross

Martín permaneció por varios días en la ciudad de Houston, pero rápidamente se dio cuenta que no era lo que buscaba y tomó la decisión de mudarse para Georgia, donde vive la señora Flor, una conocida de su infancia. La señora lo recibió y le dio un cuarto para que viviera con su familia.

Fue así como se estableció en Norcross, una de las ciudades del área metropolitana de Atlanta donde residen más hispanos en todo el estado. Le consiguieron trabajo y en cuestión de días, ya había aprendido a conducir y hasta se hizo de su carrito, el primero en su vida, así que todo apuntaba a que por fin estaba por dejar atrás los días malos. Archivado como: Crónica Conductor latino pasaporte

No conoce bien el reglamento vial

Crónica Conductor latino pasaporte
Departamento de Policía de la ciudad de Norcross

Como Martín prácticamente aprendió a manejar en tiempo récord y por razones de fuerza mayor, puesto que el transporte colectivo en Georgia está lejos de ser ejemplar, apenas logró conocer lo básico de las reglas viales, por lo cual como era de esperarse, tarde o temprano metería la pata.

La semana pasada fue ese día. Estaba lloviznando en Norcross y el joven centroamericano salió como de costumbre rumbo a su trabajo y no prendió las luces de su vehículo, lo cual es mandatorio bajo la ley de tránsito en Georgia cuando se conduce bajo esas condiciones. Archivado como: Crónica Conductor latino pasaporte

Tampoco cedió el paso

Para colmo de males, Martín ingresó a una estación de servicio para cargar combustible y al terminar, salió a toda prisa sin cederle el paso a los vehículos que venían circulando sobre la calle principal. Su mala suerte fue que entre esos autos venía una patrulla policial, que ni lenta ni perezosa se le pegó.

Quien la conducía era el oficial Jonathan Reyes, un policía relativamente joven que siente mucho orgullo por sus raíces latinas y que también me consta que aprecia a nuestra comunidad. El agente solo pretendía darle una multa al conductor por ser tan imprudente, pero la situación escaló.

Crónica Conductor latino pasaporte
Departamento de Policía de la ciudad de Norcross

Le pidió su licencia de manejo

Crónica Conductor latino pasaporte
Departamento de Policía de la ciudad de Norcross

Tras obligarlo a detener la marcha con sus luces azules y sirena, el oficial Reyes abordó al chofer que hasta ese momento desconocía por completo. Lo saludó cordialmente y le explicó de inmediato porqué lo había detenido. Como este no le entendía ni una pizca de inglés, se lo dijo entonces todo en español.

El muchacho se disculpó, pero no era suficiente. Reyes le indicó que le entregara su permiso de conducir porque le emitiría una infracción. “No tengo licencia”, fue la respuesta que recibió de su parte. “Está bien. Pásame entonces tu pasaporte o cualquier otro documento de tu país”, le dijo Reyes. “Tampoco poseo ninguno”. Archivado como: Crónica Conductor latino pasaporte

Reyes agotó sus posibilidades

Crónica Conductor latino pasaporte
Departamento de Policía de la ciudad de Norcross

El oficial Reyes no quería tener que arrestarlo solo por ese par de infracciones menores de tránsito y se lo dijo. Le pidió a Martín que llamara a alguien para que viniera cuanto antes con algún documento y así evitar la detención y tener que confiscarle su vehículo. El muchacho llamó a la señora Flor y ella llegó en cuestión de minutos.

Ella apareció en el sitio, pero tampoco pudo probar la identidad de Martín. “Mire oficial él es huérfano… no tiene mamá ni papá. Apenas hace dos meses se vino de Houston y vive en mi casa porque yo le rento un cuarto, apenas y lo metí a trabajar aquí…”, le dijo la angustiada mujer en un intento por persuadirlo para que no se lo llevara preso. Archivado como: Crónica Conductor latino pasaporte

“Le creo lo que me dice, pero tengo que probarlo”

Hispano en problemas
Departamento de Policía de la ciudad de Norcross

“Pues mire señora necesito comprobar que es quien dice ser y por eso le pido su pasaporte o algo más, pero no me da nada. No me es posible darle la multa con el nombre que él me ha dado, porque ¿qué tal sino es él? Después no va a aparecerse en corte y ese será otro problema”, le respondió amablemente Reyes ante su súplica.

Por más que quiso evitar el arresto, el uniformado no tenia de otra. Debía llevárselo a la cárcel para que le tomaran huellas digitales y así saber exactamente quién era, pues quiérase o no, existía una posibilidad de que tratara de alguien buscado por cometer algún crimen, lo que ya ha pasado y muchas veces. Archivado como: Crónica Conductor latino pasaporte

Tristemente hoy en día son doblemente indocumentados

Hispano en problemas
Oficina del Alguacil del condado de Gwinnett

Lo que el oficial Reyes desconoce es que desde que comenzó la pandemia en 2020, la situación en torno al tema de los indocumentados se ha vuelto caótica, porque a muchos ya no solo les es imposible tener papeles de este país, sino que también de suyo propio aunque tengan el dinero suficiente para costear los trámites.

Y es que la mayoría de los consulados latinoamericanos ahora solo atienden por citas y estas suelen durar hasta meses o incluso, hasta conseguir una les es una misión casi imposible, ya que se ha convertido en un negocio para terceros. Esas son las quejas más comunes en contra de las misiones diplomáticas de Honduras, Guatemala y México, por ejemplo. Triste realidad, que espero pronto sea resuelta por el bien de nuestra gente. Gracias por leer mi crónica de hoy en MundoHispánico. Hasta la próxima. Archivado como: Crónica Conductor latino pasaporte

Continua artículo relacionado