Crónica: Conductor hispano se incrimina solito ante la policía

Crónica: Conductor hispano se incrimina solito ante la policía. Edgar hizo todo lo que los abogados recomiendan nunca hacer.

 Síguenos en Youtube
Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
Policía de Norcross
  • Crónica: Conductor hispano se incrimina solito ante la policía
  • Edgar hizo todo lo que los abogados recomiendan nunca hacer
  • El guatemalteco ‘metió la pata’ estando completamente borracho

Crónica hispano incrimina policía. Dicen que los niños y los borrachos siempre dicen la verdad, pero en caso de que esta fuese una regla, estoy convencido de que, como todas, también tendría su excepción y el caso del guatemalteco Edgar Obdulio De León Aguilar, podría fácilmente ser un vivo ejemplo de ello.

Y es que a este centroamericano de 34 años se le ocurrió la “maravillosa” idea de ponerse a manejar su vehículo a sabiendas de que estaba en completo estado de ebriedad, lo que una vez en la calle, lo hizo cometer una serie de infracciones viales que, para su mala suerte, llamaron la atención de un policía.

Por casualidad se le cruzó en su camino: Crónica hispano incrimina policía

Crónica hispano incrimina policía
Policía de Norcross

El agente Alex Pearson del Departamento de Policía de la ciudad de Norcross (Georgia) notó cuando el conductor hispano se pasó un semáforo en rojo, por lo cual comenzó a perseguirlo de inmediato. Antes de darle alcance, lo vio cometer otras violaciones al reglamento de tránsito.

Por consiguiente, le prendió las luces de su patrulla para imponerle las merecidas multas y fue entonces que descubrió que no estaba en sus cinco sentidos. El patrullero que por casualidades del destino se cruzó por su camino, no tardó mucho en darse cuenta de que estaba intoxicado.

¿Por qué te detienes en medio de la vía?: Crónica hispano incrimina policía

Crónica hispano incrimina policía
Policía de Norcross

Lo primero que hizo Pearson cuando lo detuvo es preguntarle porqué se había parado en medio de la vía. No obtuvo respuesta. ¿Tienes licencia? Volvió a indagar el uniformado. Al principio Edgar lo ignoró, pero al ser interrogado por tercera vez sobre lo mismo respondió negativamente.

“Está bien. Baja del vehículo”, le dijo el representante de la ley y el orden, indicación que el guatemalteco entendió perfectamente porque sin pensarlo dos veces abrió la puerta y se bajó para rendirle cuentas. Al poner sus pies sobre el suelo, confirmó las sospechas del patrullero, pues casi se cae.

No superó ninguna de las pruebas: Crónica hispano incrimina policía

Crónica hispano incrimina policía
Policía de Norcross

Como parte del protocolo, Pearson sometió al chofer a una serie de pruebas para verificar su nivel de embriaguez. Desgraciadamente para Edgar, no fue capaz de superar ni siquiera una sola, por lo que estaba claro de que estaba incapacitado para conducir en ese instante. Se dio cuenta demasiado tarde.

Y justo antes de que la policía le pusiera las esposas bajo el cargo de conducir borracho, un delito conocido en inglés como DUI, cometió otra falta aún más grave: le dio información errada al agente, lo cual complicó su situación legal. En su borrachera, escribió su nombre al revés.

El agente cotejó su información en su computadora: Crónica hispano incrimina policía

Crónica hispano incrimina policía
Policía de Norcross

Pearson llegó a verificar en su sistema si el detenido ya tenía antecedentes penales y se dio cuenta de que no. Luego regresó al carro de Edgar para revisarlo y asegurarse de que no anduviera nada ilegal con él. Al lado del asiento encontró unas latas de cerveza abiertas, otro delito más a su cuenta.

Pero aún faltaba lo peor. Cuando revisó la guantera, encontró el título del coche y sorpresa, al leerlo, notó que tenía el nombre correcto de Edgar. “¿Sabes que me diste un nombre falso?, le preguntó. ‘Yes (sí)”, le respondió al instante el guatemalteco en su tremenda borrachera. Archivado como: Crónica hispano incrimina policía

Confesó su delito por segunda vez

Crónica hispano incrimina policía
Policía de Norcross

El oficial le dijo nuevamente: “Me imagino que tienes alguna razón poderosa para haberme mentido”. “Yes”, le volvió a responder Edgar. De inmediato fue detenido y trasladado al Centro de Detención del condado de Gwinnett, donde le impusieron una fianza de más de 8 mil dólares por sus gracias.

Al ver el video que me dio la policía, quedé convencido de que la “metida de pata” de Edgar al aceptar que había dado información falsa, fue en realidad porque estaba demasiado ebrio. Incluso creo que todo fue una equivocación de su parte, pero como en este país los errores se pagan, ahora le espera un tremendo lío legal. Archivado como: Crónica hispano incrimina policía

Y se salvó de la deportación

Crónica hispano incrimina policía
Edgar Obdulio De León Aguilar (Oficina del Alguacil de Gwinnett)

A pesar de que una vez que pague su fianza va a poder recuperar su libertad, es un hecho de que a Edgar le esperar un tormentoso proceso que al final, le podría costar hasta 20 mil dólares en cuestión de multas y costos de una buena defensa. A pesar de ello, se puede decir que le fue bien.

Y es que si hubiese cometido todas esas faltas hace 9 meses, se habría ganado un viaje de vuelta a la tierra que lo vio nacer, ya que, en ese precinto, operaban los agentes de Inmigración, pero en enero, hubo cambio de alguacil y el que ahora está, es más condescendiente con los inmigrantes. Espero que en adelante aproveche esta segunda oportunidad que le dio la vida. Gracias por leer mi crónica de hoy en MundoHispánico. Hasta la próxima. Archivado como: Crónica hispano incrimina policía

 

Continua artículo relacionado