Coronavirus: EE.UU. prohíbe ingreso a extranjeros que visiten China

Agencia EFE
Actualizado en

¿Cuándo tienen sentido las máscaras?

Me puse una máscara cuando visité hospitales donde estaban internados pacientes con SARS. Las usé en los mercados donde se mataba a los animales salvajes que se sospechaba eran la fuente del brote y en donde volaban gotas de sangre. Las usé en espacios cerrados y llenos de gente que no pude evitar, como aviones y trenes, mientras viajaba a ciudades afectadas, como Guangzhou y Hong Kong.

Nunca se sabe si la persona que tose y estornuda dos filas más adelante está enferma o simplemente tiene una alergia. Pero al aire libre, las infecciones no se propagan bien por el aire. Esas fotos de personas caminando por las calles en China con máscaras son dramáticas, pero revelan desinformación.

Las máscaras simples son mejores que nada, pero no son tan efectivas porque no se ajustan bien al rostro. Para cualquiera que tenga la tentación de comprar el respirador estrella, el N95, ten en cuenta que son incómodos. Es trabajoso respirar, es difícil hablar con la gente.

En un vuelo largo durante el pico del brote del SARS, y en el que mis pocos compañeros de viaje eran en su mayoría epidemiólogos que intentaban resolver este enigma viral, muchos usamos máscaras durante las primeras horas de vuelo. Luego llegaron los carritos con comida y bebida.

Aunque los virus se propagan a través de gotitas en el aire, siempre me preocupa más la transmisión a través de artículos infectados.

Un virus entra en una superficie, por ejemplo, un zapato, un picaporte o un pañuelo. Tocas la superficie y luego tocas tu cara o te frotas la nariz. Es una excelente manera de contraer enfermedades. Entonces, después de visitar los mercados de animales, cuando llegaba al hotel, me quitaba los zapatos con cuidado y no los llevaba a la habitación. Y, por supuesto, me lavaba las manos de inmediato.

Archivado como: coronavirus

Search

+