Las 15 comidas navideñas menos saludables

La fiesta de la navidad generan una gran cantidad de comida la cual podría no ser necesariamente saludable. Te ofrecemos las que se (...)

 Síguenos en Youtube
Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
Shutterstock
Se acercan las fiestas y, con ellas, toda clase de alimentos: desde los más saludables, hasta los más altos en calorías, la comida es una parte esencial de cualquier reunión, ¡y es imposible resistirse a ella! Sin embargo, para las personas que están cuidando su peso, la cena de navidad representa un momento crucial en el que deben de elegir las opciones más saludables; si es tu caso, quizá quieras evitar el consumo excesivo de los siguientes alimentos:

Eggnog

Esta bebida es una de las más populares de la temporada; se trata de una combinación de sabores como la nuez moscada, la canela, vainilla y algunos otros que brindan una sensación de confort en días de mucho frío. Pero, a pesar de su excelente sabor, su contenido calórico no es tan atractivo. Una porción  de 100 ml de eggnog contiene, aproximadamente, 90 calorías; esto se traduce en unas 400 calorías por taza, una cantidad considerable si se toma en cuenta que esta bebida se acompaña, usualmente, de algún alimento.

Navidad con papas rellenas

Cena de navidad con papas rellenas
Shutterstock

Por sí solas, las papas son un alimento rico en nutrientes que presenta un contenido calórico menor a 100 calorías por unidad, pero si a estas se le añaden otros ingredientes, podrían resultar una opción poco saludable. Las papas rellenas son una opción rendidora y exquisita para complacer a los invitados a tu cena de navidad, pero incluir ingredientes como la crema, el queso, la mantequilla y otras combinaciones resultará en un alimento poco saludable.

Fruitcake

¿De verdad vale la pena incluir fruit cake en tu menú navideño? ¡Tal vez quieras pensarlo dos veces! Y es que este postre, a pesar de su popularidad, es considerado como uno de los menos saludables. Esto es porque tiene una gran cantidad de ingredientes que, combinados, aportan un alto contenido calórico por cada porción, que ronda alrededor de 350 calorías por cada 100 gramos.

Navidad con manzanas caramelizadas

Manzanas de caramelo para cena de navidad
Shutterstock

Las manzanas caramelizadas son extremadamente populares: es posible encontrarlas en las tiendas, en los parques de diversiones e incluso en las fiestas navideñas, gracias a que son fáciles de preparar ¡y muy sabrosas! Lo único “malo” de este postre es que está elaborado a base de azúcares refinadas, lo que tiene como resultado un aporte calórico de entre 300 y 400 calorías por porción.

Bastones de caramelo

Los bastones de caramelo son un elemento que no puede faltar en la decoración navideña, y tampoco en la mesa; su dulzura ha acompañado por años las celebraciones de la temporada ¡y es gracias a su sabor! Eso sí, este tipo de postre suele tener una presentación pequeña, por lo que no es extraño ingerir porciones de más sin darnos cuenta; solo ten presente que cada bastón de caramelo te aportará al menos unas 70 calorías.

Navidad con jamón glaseado

Shutterstock

No todos los alimentos considerados “poco saludables” son necesariamente altos en calorías, tal es el caso del jamón glaseado, que con su delicado sabor se ha ganado un lugar en casi todas las mesas durante las fiestas. El jamón tiene un bajo contenido de carbohidratos, sin embargo, sus altos niveles de colesterol y sodio podrían afectar negativamente la salud de los comensales, aunque todo se trata de cuidar las porciones.

Gravy

En navidad, ¡todos los alimentos son válidos! Aunque los sabores más espectaculares también tienen un lado no tan amable, como el caso del gravy, que le añadirá 100 calorías a tu porción de pavo o de jamón. Esto es porque es una salsa hecha a base del jugo que suelta la carne al cocinarse, a la que se le añade harina o fécula de maíz para lograr la textura densa distintiva de este manjar.

Roles de canela

Shutterstock

Después de la cena, llega el postre, y los roles de canela son los consentidos de muchos, especialmente si están recién salidos del horno y son presentados con el glaseado de azúcar que le da ese sabor tan especial. La porción promedio de los roles de canela tiene entre 400 y 500 calorías, además de grandes cantidades de azúcares, colesterol y sodio, pero con moderación, no podrás resistirte a su sabor.

Galletas de mantequilla

No hay nada más reconfortante que comer unas galletas de mantequilla durante la temporada navideña; sin darte cuenta ¡podrías consumir más de una docena! pero, ¿es buena idea? La respuesta probablemente es sí, pero ¿sabes cuántas calorías hay en cada galleta? Dependiendo de la marca y del tamaño de la porción, las galletas de mantequilla rondan las 500 calorías por porción.

Las calorías del cheesecake de calabaza

Postre para navidad
Shutterstock

El cheesecake es el postre por excelencia en las fiestas navideñas, y todas sus combinaciones lo hacen un elemento que no puede faltar en la mesa, especialmente el cheesecake de calabaza. A pesar de que la calabaza es un alimento saludable, el hecho de añadirle ingredientes procesados como la mantequilla, el azúcar y la crema para batir aumentan significativamente su aporte calórico.

Las calorías del pie de nuez

El pie de nuez es otro de los postres protagonistas de la cena navideña y el día de gracias. Esta tradición gastronómica en Estados Unidos se encuentra disponible en prácticamente todas las tiendas y su sabor es incomparable. Por su naturaleza, las nueces son ricas en nutrientes, pero también en calorías; una porción de 100 gramos de nuez contiene unas 600 calorías, lo que, añadido a otros ingredientes como el azúcar y la mantequilla, hacen de este postre uno de los menos saludables de la noche.

Puré de papas

Shutterstock

El puré de papas es un complemento versátil que combina a la perfección con prácticamente todos los alimentos que suelen servirse en la cena de navidad, además de ser el consentido de chicos y grandes. Al igual que ocurre con la papa rellena, el puré de papas aumenta de manera considerable en calorías cuando se combina con grandes cantidades de queso, mantequilla, leche y demás complementos que suelen agregarse a este platillo, como el tocino o el jamón.

Chili con queso

Reconfortante y exquisito, así es un plato de chili con queso en la cena navideña, aunque probablemente desees servirte una porción pequeña, ya que cada plato aporta un mínimo de 500 calorías. Además de estas calorías, una porción de chili con queso contiene unos 35 gramos de grasa y 15 gramos de grasa saturada, un porcentaje mucho mayor al recomendado.

Macarrones con queso

Shutterstock

Los macarrones con queso no pueden faltar en tu cena de navidad, y si bien es cierto que existen algunas versiones más saludables, lo tradicional es preparar esta receta con leche, mantequilla ¡y mucho queso! El exceso de queso y mantequilla hace que este alimento tenga un excelente sabor, pero una gran cantidad de calorías y grasas; sin embargo, cuidar las porciones será el secreto perfecto para consumirlo sin culpas. Frappé de Moka Starbucks

En diciembre, las cafeterías más populares preparan las bebidas favoritas de la temporada, entre las que se encuentra el frappé de moka, una dulce combinación de sabores a la que pocos se pueden resistir. La preparación de este frappé podría contener hasta 500 calorías por porción, a lo que se añaden ciertos acompañamientos como la crema batida y las chispas de chocolate.

Etiquetas: ,
Continua artículo relacionado