Comerse los mocos: Un mal hábito de los niños (y adultos) que puede ser perjudicial para tu salud

  • Hábitos populares de los que nadie habla: ¡comerse los mocos!
  • ¿Por qué puede ser dañino para tu salud?
  • Razones por las que no es tan buena idea tener esta costumbre

Aunque no lo admitan, muchas personas pueden llegar a desarrollar hábitos que podrían resultar poco atractivos ante la mirada de la sociedad, y no cabe duda que comerse los mocos es quizá una de las actividades más incómodas en las que podríamos encontrar a alguien más.

Pero ¿acaso es buena idea adoptar esta incómoda costumbre? Aquí te presentamos algunos motivos que te harán pensarlo dos veces antes de comerte los mocos ¡no te los puedes perder!

Es mal visto

Empecemos con lo primero: comerse los públicos es un hábito que, de arraigarse en nosotros, podría llevarnos a practicarlo sin darnos cuenta en cualquier lugar al que vayamos. Esto sin duda ocasionará que la gente que conviva contigo pase un rato desagradable y se vea forzada a señalarnos en cierto momento que nuestra conducta no está siendo la más apropiada, y ¿quién quisiera pasar por este penoso momento? ¡seguramente nadie! Así que si tienes esta costumbre recuerda que no es tan bien vista como quisieras, y que tal vez sea momento darte cuenta de que comerse los mocos no es buena idea.

Comerse los Mocos

MH: Archivos

Seguir leyendo: Siguiente >

Seguir leyendo:
Siguiente >

Search

+