El recorrido de la caravana inició en varios autobuses el pasado 31 de julio en Nueva York, donde se han ido sumando adeptos de las ciudades de Reading y Pittsburgh (Pensilvania), Louisville (Kentucky), Montgomery (Alabama) y Nueva Orleans (Luisiana).