8 formas para ponerte cintura: cómo obtener una cintura más pequeña

La cintura es una parte del cuerpo que a muchos gusta. Con eso en mente, ofrecemos formas para una cintura más pequeña en (...)

Compartir
Suscríbete
Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
Shutterstock

Cómo tener una cintura más pequeña… la pregunta del millón de dólares. “Las cinturas delgadas han sido la marca de mujeres atractivas a lo largo de la historia”, dijo la investigadora de EE.UU, Dra. Devendra Sigh, en una entrevista con The Guardian. Y en estos días con los corsés regresando a la moda debido a las celebridades provocativas como Kim Kardashian y Jessica Alba que se proclaman como usuarias, las mujeres están comenzando a re-examinar sus cinturas.

De hecho, parece que la humanidad siempre ha examinado las cinturas con placer: después de analizar miles de textos antiguos, la Dra. Sigh encontró que, con el paso de los siglos, escritores han descrito cinturas pequeñas como hermosas y sugestivas, una marca conocida de salud y fertilidad que es una característica central de la belleza femenina que trasciende diferencias étnicas y culturales. Aunque los corsés ayudan a lograr una figura de reloj de arena, hemos oído que no son exactamente gentiles con tus órganos internos y es mejor evitarlos.  Así que, en realidad, ¿cómo obtienes una de esas cinturas en el gimnasio? Aquí hay 8 ejercicios para responder a la pregunta, “¿cómo obtener una cintura pequeña?”, de una forma natural. ¡Hora de ponerte cintura!

1. Saltar la cuerda

Una mujer con cintura delgada saltando la cuerda
Shutterstock

Aunque saltar la cuerda parece un juego de niños, sucede que es un buen ejercicio para la flacidez y es doblemente efectivo, ya que aumenta tu tasa metabólica y fuerzas para contraer tu torso simultáneamente. Incluso si encuentras esto sencillo, intenta movimientos complejos que requieren de más músculos como girar la cintura de izquierda a derecha mientras saltas. Salta la cuerda tan rápido como puedas por 40 segundos. Ten un descanso de 15 segundos. Repite 5 veces, ten un minuto de descanso, ¡y ve de nuevo una y otra vez!

2. Estiramiento de pierna con vientre bajo (Low-Belly Leg Reach)

¿Buscando una manera de atacar ese corsé y músculos de tu six-pack? Comienza acostándote boca arriba, manos detrás de tu cabeza, dobla tus rodillas 90 grados, y abdominales contraídos. Mientras tus rodillas están sobre tus caderas, levanta los hombros y haz un movimiento de abdominal; inhala y aguanta de 3 a 5 segundos. Exhala y extiende las piernas a un ángulo de 45 grados; aguanta de 3 a 5 segundos mientras aprietas tu vientre bajo. Apunta por dos sets de 10-15 repeticiones.

3. Curl con giro (Twisted Curl) ayudará para una cintura más pequeña

Una mujer ejercitando su cintura
Shutterstock

Aunque este ejercicio tal vez te haga sentir un poco contorsionada mientras lo practicas, recuerda que es fantástico para los abdominales y oblicuos. Comienzan sentándote en una toalla doblada en el piso con tus rodillas dobladas y pies apoyados en el piso. Luego, reclínate para apoyarte en tus codos. Coloca tu espalda baja redondeada hacia el piso, aprieta tus abdominales y dobla tu torso hacia la izquierda, levantando tus brazos para que ambas manos alcancen la parte exterior de tu muslo izquierdo. Mantén la posición doblada, suelta tus manos para que ambas estén rondando en la parte exterior de tu muslo y haz 20 pulsiones. Dobla tu torso una pulgada hacia la izquierda, luego menos de una pulgada. Cambia de lado y repite. ¿Te sientes contorsionada?

4. Salto con giro (Ski Twists)

¿No hubo tiempo para ir a las pistas de esquí este invierno? Bueno, este movimiento de esquí puede hacerse en tu sala y es mucho más interesante que el anticuado y sencillo jumping Jack. Para este ejercicio, comienza manteniendo tus pies juntos y gira tus caderas mientras brincas y giras hacia la izquierda, luego regresa al centro. Luego gira a la derecha y regresas al centro, etc. Este ejercicio trabaja la función de rotación del torso del cuerpo mientras simultáneamente quema muchas calorías.

5. Empuje de caderas para la cintura

Cintura sudada
Shutterstock

El empuje de caderas trabaja los glúteos y los músculos de tu espalda baja y son una gran forma de mejorar tus curvas y hacer que tu cintura parezca más pequeña. Acuéstate sobre tu espalda en el piso con tus manos hacia los lados, tus rodillas dobladas, y tus talones en una pequeña pelota medicinal. Contrae tus abdominales y glúteos, y empuja tus caderas hacia arriba en dirección al techo.  Mantén esa posición por un rato, luego baja tres cuartas partes en tu camino de regreso al piso, manteniendo tus abdominales contraídos. Repite varias veces.

6. Levantamiento de piernas en vertical (Vertical Hip Lifts)

Estos movimientos trabajan tus músculos abdominales transversales y requieren mucha flexibilidad en las caderas y los tendones de la corva, pero definitivamente vale la pena el esfuerzo. Crea una forma de “L” recostándote en el piso con tu espalda en éste y elevando tus piernas hasta que tus pies estén directamente encima de tus caderas. Desde esta posición, levanta tus caderas del piso al empujar tus pies hacia el techo. Asegúrate que este movimiento sea hecho bien y sin problemas y sin mecer o doblar las piernas.

7. La cintura agradecerá el desplazamiento de piernas (Leg Sweeps) en piscina

Una mujer con cintura marcada
Shutterstock

Realmente sentirás cuando este movimiento esté tonificando y fortaleciendo tu cintura conforme tú viajas de reversa en la piscina o te mantienes estática. Mientras estás parada con la columna derecha, contrae tus abdominales, lleva tus rodillas hacia tu pecho, gentilmente estira tus piernas enfrente de ti y abre tus piernas. Aprieta y cierra tus piernas, luego gira tus caderas ligeramente a la derecha mientras mueves tu pierna izquierda hacia la derecha. Después, gira tus caderas de regreso al centro, regresa tu pierna izquierda al centro, y luego abre ambas piernas de nuevo en la posición inicial. Repite en el lado opuesto. Haz este ejercicio acuático de 30 a 60 segundos, y añade más tiempo conforme te fortaleces.

8. Plank/pelvis tucks

¿Buscas tonificar tus rectus abdominis (aka six-pack) y transverso abdominal (aka los músculos que aprietan los corsés)? Estos tucks harán el truco .Comienza poniéndote boca abajo con tus piernas extendidas, tus codos doblados, y pies a la altura de las caderas. Luego contrae tus abdominales, y mete tus dedos de los pies para levantar tu cuerpo, con tus codos directamente debajo tus hombros. Mantén por cuatro respiraciones. Dobla las rodillas (no toques el piso), levanta la pelvis; mantén por cuatro respiraciones. Mantén tus abdominales contraídos, endereza tus piernas, mantén por cuatro respiraciones. Repite tres veces.

Etiquetas: ,
Continua artículo relacionado