Carlos Cruz, padre viudo de cuatro hijos, fue asesinado a balazos

Carlos Cruz, padre de familia de cuatro hijos que él solo sacaba adelante, fue asesinado a balazos en Worcester, Massachusetts.

Compartir
Suscríbete
FOTO Cortesía de la Familia Cruz
  • Carlos Cruz, de 44 años, fue asesinado a balazos afuera de un restaurante en Worcester, Massachusetts
  • Ángel Ortiz Santos, de 28 años, ya está detenido acusado del homicidio del padre de familia de cuatro hijos
  • Cruz criaba a sus hijos él solo, pues su esposa, María A. Collazo, murió de un aneurisma hace tres años

Carlos Cruz, padre de familia de cuatro hijos que él solo sacaba adelante, fue asesinado a balazos en Worcester, Massachusetts. El homicidio de Cruz provocó que la comunidad hispana de esa pequeña población del este de Estados Unidos se uniera, para exigir a las autoridades con el grito de ¡basta! que pare la violencia en su ciudad.

La División de Homicidios del Departamento de Policía de Worcester (WPD, por sus siglas en inglés) detuvo a Ángel Ortiz Santos, de 28 años, acusado de ser el presunto asesino a balazos de Carlos Cruz, de 44 años, por un altercado entre los dos hombres en la madrugada del sábado ocho de mayo del 2021 afuera de un restaurante bar.

Carlos Cruz fue asesinado a tiros y sus cuatro hijos quedan solos

Carlos Cruz, de 44 años, trabajaba como terapista físico en un hospital y es recordado por sus amigos y conocidos como un “gigante con un corazón gigante”. (FOTO: Cortesía de la Familia Cruz)

En los registros criminales de Massachusetts, consultados por MundoHispánico, se revela que Ángel Ortiz Santos fue acusado de otro homicidio a balazos en contra de Christian Omar Puello Rosado, también en Worcester, ocurrido en 2015 y por el cual se le absolvió tres años después, cuando un juez lo declaró “no culpable” por insuficiencia de pruebas.

Carlos Cruz trabajaba como terapista físico en el hospital UMass Memorial Medical Center en Worcester y era el único sostén económico de sus cuatro hijos, desde que se quedó viudo hace cuatro años cuando su esposa falleció. El asesinato de Cruz se convirtió en un catalizador de unión para la comunidad de Worcester, que pide que pare la violencia con armas.

Carlos Cruz cayó herido en la banqueta del Paku Lounge

FOTO Tomada de Facebook

A la 1:30 de la madrugada de aquel sábado ocho de mayo, varias llamadas llegaron al número de emergencias para reportarles de un tiroteo, con un herido, ocurrido afuera del restaurante bar Paku Lounge, ubicado en el 215 de Chandler Street, esquina con Mason Street, en el vecindario Main Middle al oeste de Worcester.

Los primeros patrulleros  del WPD que llegaron al lugar encontraron a un hombre hispano herido tendido en la banqueta afuera del Paku Lounge y, de manera paradójica, el hombre fue llevado por paramédicos del Departamento de Bomberos de Worcester (WPD, por sus siglas en inglés) al mismo hospital en el que trabajaba como terapista.

La confrontación que terminó con la vida de un padre

FOTO Tomada de Facebook

Sin embargo, los doctores ya no pudieron hacer nada por el hombre herido que falleció en la sala de emergencias mientras los doctores trataban de salvarle la vida. Al herido, por medio de su licencia de manejo, se le identificó como Carlos Cruz, residente de Worcester.

Los agentes de la División de Homicidios del WPD entrevistaron a varios testigos afuera del Paku Lounge, quienes les dijeron que momentos antes hubo un conflicto entre dos hombres hispanos afuera del negocio, el cual escaló en una confrontación hasta que uno de los hombres sacó una pistola y le disparó al otro.

El asesinato indigna a la comunidad hispana

FOTO Tomada de Facebook

El asesinato de Carlos Cruz sacudió a la comunidad hispana de Worcester, Massachusetts, ya que el hombre había enviudado hace tres años luego de que su esposa María A. Collazo murió por un aneurisma cerebral y quedó sólo para criar a sus cuatro hijos, que van de los 20 a los 11 años.

Los agentes de la División de Homicidios del WPD recuperaron imágenes de las cámaras de video de los negocios aledaños a la zona en la que sucedió el tiroteo, y lograron aislar escenas en los momentos finales de vida de Carlos Cruz antes de recibir los disparos. Sin embargo, no pudieron identificar al asesino.

El presunto asesino de Carlos Cruz se entrega a las autoridades

FOTO Tomada de Facebook

La historia cambió el martes 11 de mayo del 2021, cuando un hombre hispano llegó a la sede del WPD y pidió hablar con los agentes de la División de Homicidios. Cuando uno de los agentes se entrevistó con el hombre, éste le dijo que era Ángel Ortiz Santos y que lo estaban buscando por ser el presunto asesino de Carlos Cruz.

Ortiz Santos ofreció su declaración del incidente en el que presuntamente mató a Carlos Cruz y la Fiscalía del Condado de Worcester le presentó cargos de homicidio, asalto agravado con un arma de fuego y posesión ilegal de un arma de fuego. El juez que recibió su caso ordenó que permanezca en la cárcel del condado sin derecho a fianza.

Ángel Ortiz Santos ya había sido acusado de un homicidio

FOTO Tomada de Facebook

En los documentos del caso, se detalla que Ángel Ortiz Santos ya era alguien conocido por las autoridades del WPD, pues enfrentó un juicio como presunto responsable de haber matado a balazos a Christian O. Puello Rosado, también en Worcester, luego de un altercado violento entre los dos hombres en medio de una fiesta.

Ángel Ortiz Santos, un exboxeador aficionado, presuntamente mató a Puello Rosado frente a decenas de testigos en la fiesta y luego escapó de la casa. Sin embargo, cuando la División de Homicidios del WPD lo detuvo cuando recuperaron en su poder el arma homicida. El hombre fue exonerado tres años después de ese crimen.

El dolor por la muerte de un dedicado padre

FOTO Tomada de Facebook

En su audiencia ante el juez calificador que lo recibió en la cárcel, Ángel Ortiz Santos pidió que se le asigne un intérprete ya que no habla inglés y que el estado le nombre un abogado de oficio, porque él no puede pagarse el suyo. Su primera audiencia se programó para el próximo viernes 28 de mayo por ser el presunto responsable del homicidio de Carlos Cruz.

La tarde del viernes 14 de mayo del 2021 cientos de personas se reunieron en la banqueta afuera del Paku Lounge, justo en el lugar en el que cayó herido de varios tiros Carlos Cruz, para exigir que cese la violencia irracional con armas de fuego en Worcester, Massachusetts, y recordar al hoy occiso y su vida.

Piden ayuda para los hijos del hispano

FOTO Tomada de Facebook

En la red social Go Fund Me, los amigos y familiares de Carlos Cruz abrieron la cuenta Carlos Cruz’s Children Lose Two Parents in Two Years (Los hijos de Carlos Cruz perdieron a sus dos padres en dos años), para pedir ayuda para que los hijos del hombre asesinado reciban apoyo económico para enfrentar la tragedia tras el asesinato de su padre.

“Carlos trabajó de manera incansable durante los peores días de la pandemia del coronavirus en el UMass Memorial Medical Center e incluso cuando trabajaba por largas horas en condiciones brutales, siempre tomó el tiempo para mostrar amor por sus hijos y crear recuerdos para toda la vida con ellos”, explicó Iliana Guivas, amiga de Cruz, al pedir ayuda.

Para Carlos Cruz sus hijos eran su prioridad

FOTO Tomada de Facebook

De acuerdo con Iliana Guivas, su amigo Carlos Cruz estaba en proceso de comprar “una casa afuera de la ciudad para sus hijos… su seguridad y bienestar eran siempre toda su prioridad”, dijo la mujer sobre el dedicado padre y explicó que la comunidad lo recordará como un hombre muy querido.

“Sus hijos ahora están rodeados y cuidados por su familia y amigos de la comunidad… de cualquier manera son jóvenes y necesitarán mucha ayuda para crecer sin ninguno de sus dos padres. Por favor, tome un minuto y sea parte de la comunidad que rodee a estos jóvenes durante los días más oscuros de su vida”, pidió Iliana Guivas para los hijos de Cruz.

La comunidad protesta por el asesinato del hispano

FOTO Tomada de Facebook

De acuerdo con Buró del Censo de los Estados Unidos la ciudad de Worcester, Massachusetts, tiene una población de casi 200 mil habitantes y de los cuales 20 de cada 100 son hispanos y casi todos inmigrantes, o hijos de inmigrantes, de países como Brasil, República Dominicana, Honduras y el territorio asociado de Puerto Rico.

La diversa comunidad de Worcester, Massachusetts, afuera del Paku Lounge, encabezada por el pastor cristiano José Pérez urgió a las autoridades para que se hiciera justicia en el asesinato de Carlos Cruz, a quien llamó un “gigante con un corazón gigante” y pidió que cese la violencia con armas de fuego en su ciudad.