Congreso complicaría las ayudas sociales y licencias para indocumentados

El Congreso estadounidense complicaría las ayudas sociales y licencias de conducir para indocumentados si llegase a aprobar el 'parole'.

Compartir
Suscríbete
Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
Foto: GettyImages / Video: MH
  • Los legisladores llevan meses tratando de conseguir un camino a la ciudadanía en el Congreso
  • El ‘parole’ complicaría las ayudas sociales y licencias de conducir para indocumentados
  • Los inmigrantes indocumentado bajo ‘parole’ no podrían recibir, por ejemplo, apoyos educativos

El Congreso estadounidense complicaría las ayudas sociales y licencias de conducir para indocumentados si llegase a aprobar el ‘parole’ o perdón a la deportación que discuten actualmente como parte del plan del presidente Joe Biden para tratar de proteger a los inmigrantes.

Los legisladores llevan meses tratando de conseguir un camino a la ciudadanía en el Congreso, pero la parlamentaria Elizabeth MacDonough ha rechazado un par de veces sus propuestas. Así que para este tercer intento han puesto sobre la mesa la idea de otorgarles a los inmigrantes indocumentados un ‘parole’ o perdón.

Congreso complicaría las ayudas sociales y licencias para indocumentados

Congreso complicaría las ayudas sociales y licencias para indocumentados
Foto: AP

La figura del ‘parole’ o perdón traería algunos beneficios para los indocumentados, pues les evitaría la deportación y hasta les otorgaría un permiso de trabajo. Sin embargo, defensores de inmigrantes han advertido que esta opción también tiene algunas desventajas.

Por ejemplo, aunque podrán hacerlo, viajar les será complicado, así como obtener una licencia de conducir y calificar para las ayudas sociales, advirtieron expertos en una reunión promovida por la Coalición de los Derechos Humanos de los Inmigrantes (CHIRLA), Undocublack Network, la Coalición de Inmigración de Nueva York (NYIC) y el Consorcio Nacional de Servicio y Educación Coreano Americano (NAKASEC).

Aprobar la ‘green card’ sería mejor

Congreso complicaría las ayudas sociales y licencias para indocumentados
Foto: Shuutterstock

Si a los indocumentados se les permitiera quedarse en Estados Unidos bajo el ‘parole’, tendrían problemas para poder solicitar su licencia de conducir y es que no todos los estados del país otorgan a este grupo de personas el permiso de tránsito, informó el diario La Opinión. Previendo estas complicaciones, los activistas han pedido al Congreso estadounidense que modifique la fecha en la Ley del Registro, para que más inmigrantes puedan optar a la ‘green card’.

“El plan no asegura que todas las personas bajo el ‘parole’ sean elegibles para la licencia de conducir, porque esa es una pregunta para la entidad, no para la ley federal”, explicó Kendal Nystedt, quien es abogada de inmigración para la organización progresista Make The Road New York.

Un plan con fallas: sin licencias y sin ayudas

Congreso complicaría las ayudas sociales y licencias para indocumentados
Foto AP

No solo se quedarán sin licencia de conducir, tampoco podrán apuntarse a las ayudas sociales. Según Breanne Palmer, directora interina de Políticas y Asesoría de UndocuBlack Network, los inmigrantes indocumentado bajo ‘parole’ no podrían recibir, por ejemplo, apoyos educativos.

“Sobre algunos beneficios sociales, como apoyo en educación, quizá tengan acceso a algunos apoyos para la universidad, pero dependerá del lenguaje en la ley… Están las opciones de apoyo estatal, pero también dependerá de lo que cada entidad determine”, agregó.

Nuevo plan protegería a indocumentados de la deportación y les daría permiso de trabajo por 10 años

Nuevo plan protegería a indocumentados de la deportación y les daría permiso de trabajo por 10 años
Foto: Shutterstock

Aunque tiene algunas ‘fallas’, el nuevo plan en el que trabaja la bancada demócrata en el Congreso protegería a los inmigrantes indocumentados de la deportación y les otorgaría Autorización de Empleo por hasta 10 años, lo que resultaría en una forma de avanzar en materia migratoria.

Lia Parada, directora de Defensa Legislativa de Immigration HUB, explicó en el podcast El Diario Sin Límites que “cualquier persona (indocumentada) que haya llegado a los Estados Unidos antes del 1 de enero del 2011 y no tiene un récord de crimen significante podrían aplicar por este proceso”. La abogada agregó que “tendrían permiso y protección de deportación hasta diez años“.

¿De qué depende que funcione?

Nuevo plan protegería a indocumentados de la deportación y les daría permiso de trabajo por 10 años
FOTO: Getty Images

La figura legislativa a través de la cual se pretende proteger a los indocumentados de la deportación es conocida como ‘parole’ o ‘perdón’. Bajo esta modalidad, se otorgaría al inmigrante una Autorización de Empleo por cinco años, renovable por cinco años más.

Pero para que el proyecto siga su curso primero tiene que ser aprobado por la parlamentaria Elizabeth MacDonough, cuyo trabajo es interpretar las reglas parlamentarias y es ella quien decidirá si esta propuesta puede integrarse al proceso de Reconciliación, para que posteriormente pueda ser aprobado por mayoría simple.

¿Cuál es el plan de los demócratas?

Senador Bernie Sanders. FOTO Getty Images

El senador por Illinois Dick Durbin, presidente del Comité Judicial, y el senador por Vermont, Bernie Sanders, presidente del Comité de Presupuesto, son los líderes de este proyecto, que también es respaldado por el senador por California Alex Padilla y por el representante por Nueva York Jerrold Nadler.

El grupo ha trabajado para presentar, aunque no la propuesta ideal, una alternativa para los indocumentados. Parada explica que esta opción no les abrirá un camino a la ciudadanía, pero sí los protegería de la deportación y les dejaría trabajar por un tiempo determinado. Además, si es aprobado en el Senado difícilmente sea cancelado después por algún tribunal, recogió La Opinión.

Propuesta que evitaría deportación de 7.1 millones de indocumentados

Foto: GettyImages

Con esta propuesta se evitaría la deportación de 7.1 millones de indocumentados. Según un estudio del Center for American Progress (CAP), el plan de Biden beneficiaría a 7.1 millones de inmigrantes indocumentados al otorgarles un permiso de permanencia temporal (“parole”).

Los demócratas le han presentado a Elizabeth MacDonough, funcionaria apartidista encargada de interpretar las reglas parlamentarias, dos propuestas para incluir el tema migratorio en la ley de presupuesto de $3.5 billones de dólares que promueve el presidente Biden; pero ella las ha rechazado. Así que este sería el tercer intento de la bancada demócrata.

El proceso de reconciliación

Foto: Shutterstock

El reto de los demócratas es grande, porque el bando republicano cuenta con la mitad de los votos en el Senado. Así que las opciones son: convencerlos, aunque ya han dejado claro que la inmigración no debería incluirse en una ley de presupuesto, o tomar la vía del proceso de reconciliación, que hasta ahora no les ha funcionado.

El proceso de reconciliación es una vía legislativa para aprobar proyectos con una mayoría simple. Los demócratas solo necesitarían mantener a su bancada unida para votar a favor. Con los 50 votos de sus legisladores, más el voto adicional de la vicepresidenta Kamala Harris, podrían abrir una nueva opción para los indocumentados, incluyendo a beneficiarios del programa de Acción Diferida (DACA), del Estatus de Protección Temporal (TPS) y a trabajadores agrícolas y “esenciales” indocumentados.

¿Cómo llegar a la reconciliación?

Foto: GettyImages

La meta está clara, pero hace falta trazar una vía legal legítima. Para ello, los demócratas deben plantear una propuesta que convenza a MacDonough, quien hasta ahora ha rechazado que estas medidas migratorias deban pasar a través del proceso de reconciliación. Los demócratas dicen que si lo lograran, el beneficio podría cubrir incluso a unos 8.3 millones de inmigrantes y por eso siguen buscando el camino.

¿A la tercera va la vencida? En este tercer intento, los demócratas están planteando un “perdón” (“parole”) migratorio, un permiso para que extranjeros permanezcan en Estados Unidos que suele otorgar el Departamento de Seguridad Nacional (DHS) por ciertas razones. Congreso complicaría las ayudas sociales y licencias para indocumentados.

Continua artículo relacionado