Arrestan a “esposa” de policía que fue agredido por pastores (VIDEO)

Una mujer hispana que presuntamente se hacía pasar como esposa del policía de Georgia que fue agredido hace un año por una pareja de pastores acaba de ser arrestada.

La sospechosa fue identificada como Evelin Vásquez, de 26 años y quien es originaria de Nicaragua.

Según el reporte de las autoridades del condado de Gwinnett, la centroamericana defraudó a varios latinos tras haberlos intimidado haciéndoles creer que era una persona con influencias y poder legal.

TE VA INTERESAR: Hispano es acusado de abuso sexual de una niña de 12 años en Houston

La policía asegura que se presentaba como agente de la ley y también como pareja del sargento Long, del Departamento de Policía de la ciudad de Lilburn.

A mediados del año pasado, Long y uno de sus compañeros se vio involucrado en un incidente violento afuera de una iglesia en su localidad.

Una pareja de pastores se les fue encima cuando trataban de llevarse a una menor de edad que se había refugiado en su congregación tras haber huido del hogar.

Evelin Vásquez (Alguacil de Gwinnett)

MundoHispánico publicó en exclusiva esa historia, la cual se hizo viral en las redes sociales. Fue precisamente de lo famoso del caso que Vásquez se quiso aprovechar, según las autoridades.

RELACIONADO: Policías encaran a pastores que los agredieron en audiencia (VIDEO)

Y es que todo indica que cometió una serie de delitos, hasta que por fin una de sus víctimas se atrevió a denunciarla.

La policía de Gwinnett informó que la semana pasada ingresó a un salón de belleza en Norcross y pidió uno de los trabajos más costosos.

Mientras que la estilita la peinaba, la acusada supuestamente le contaba que trabajaba con la policía y que su esposo era un oficial muy popular entre los latinos y hasta le mostró el video que fue publicado por este medio.

Al final, les dijo a los empleados del negocio que no tenía dinero para pagar los 670 dólares, pero que volvería pronto y que confiaran en ella, pues era una representante de la ley.

Los trabajadores no le creyeron y llamaron al 911. La policía llegó al establecimiento y en pocos minutos dio con el paradero de la mujer.

Al ver que estaba a punto de ser abordada por un par de oficiales, la mujer sacó unas esposas que guardaba en su bolso e intentó deshacerse de ellas, pero estos la vieron, indica el informe oficial.

La interrogaron sobre lo sucedido y lo negó todo. Sin embargo, la arrestaron en el acto tras considerar que contaban con suficientes pruebas en su contra.

MundoHispánico logró documentar que el salón de belleza no fue el único negocio donde la mujer hizo de las suyas, aunque los demás afectados se negaron a denunciarla por temor a verse envuelto en problemas legales debido a su estatus legal en el país.

Seguir leyendo: Siguiente >

Seguir leyendo:
Siguiente >

Search

+