Andrew Yang y Michael Bennet anuncian su renuncia a días de las primarias demócratas

Por su parte, el exvicepresidente Joe Biden, hasta hace poco el favorito en la contienda, optó por hacer las maletas y tomar un avión rumbo a Carolina del Sur, cuyas primarias, el 29 de febrero, espera ganar.

Biden, que durante el último debate el viernes pasado de New Hampshire reconoció que esperaba recibir un “golpe” similar al de Iowa, suspendió de este modo su asistencia al evento que tenía organizada su campaña para esta noche y solo se conectará a través de videconferencia.

La senadora Elizabeth Warren se quedó en New Hampshire pero su campaña divulgó un documento rebajando sus expectativas para estas primarias y defendiendo su viabilidad a largo plazo en una campaña que prevé a tres bandas, entre ella, Sanders y Biden.

El documento sostiene que Sanders tiene un “techo” electoral que quedó evidente en Iowa al perder la mitad de votos que recibió en 2016 y que Biden puede ver su apoyo derrumbarse tras los malos resultados iniciales.

Quien sí augura mejores resultados de los previstos en sondeos es la senadora Amy Klobuchar, que ha liderado durante las últimas horas de forma simbólica al ganar las elecciones en los tres pueblos de New Hampshire que votan a la medianoche.

Klobuchar suma ocho votos por el momento, por cuatro de Sanders y Warren y dos de Biden y Buttigieg.

Desde Washington, Trump señaló hoy los periodistas en el Despacho Oval que preferiría batirse en los comicios de noviembre al exalcalde de Nueva York y precandidato demócrata, Michael Bloomberg, antes que a Sanders.

“Francamente, preferiría ir contra Bloomberg antes que contra Bernie Sanders, porque Sanders tiene seguidores reales. Bloomberg solo está comprando una vía” hacia candidatura demócrata, consideró.

Con información de EFE y Telemundo

Seguir leyendo: Previous page

Seguir leyendo:
< Regresar

Search

+