Advierten que temporada de incendios en EEUU sería mucho peor que en 2020

Compartir
Suscríbete
Suscríbete
Recibe por email todo nuestro contenido.
Advierten que temporada de incendios en EEUU sería mucho peor que en 2020
Foto: AP / Video: MH
  • Especialistas advierten que la temporada de incendios que apenas empieza en EEUU podría ser mucho peor que la que se vivió en 2020
  • ¡La temporada de incendios 2020 rompió récord! La altas temperatura y la cantidad de incendios hicieron de las suyas
  • “Los dados están cargados para muchos incendios forestales este año”, dijo el científico Park Williams

Apenas estamos en mayo, pero se avecina mucho calor y fuego para el oeste del país. Especialistas advierten que la temporada de incendios que apenas empieza en EEUU podría ser mucho peor que la que se vivió en 2020.

¡La temporada de incendios 2020 rompió récord! La altas temperatura y la cantidad de incendios hicieron de las suyas, pero todo parece indicar que este 2021 será peor y es que ya advierten que esta temporada empezó mucho más seca que la anterior.

Advierten que temporada de incendios en EEUU sería mucho peor que en 2020

Foto: Twitter

Los científicos han manifestado su preocupación y es que el suelo al oeste del país presenta una sequedad récord para este momento del año.  También han observado en gran parte de la región las plantas más secas, que son precisamente las que alimentan el fuego. Por ejemplo, al suroeste han divisado enebros muertos, una planta repleta de agujas inflamables.

Este panorama indica que la vegetación seca está lista para arder. Brian Steinhardt, gerente de la zona de incendios forestales de los bosques nacionales de Prescott y Coconino en Arizona, dijo claramente: “Es como tener gasolina”.

Sequía alarmante

Foto: AP

Park Williams, científico de incendios y clima de UCLA, confirmó las palabras de Steinhardt. “Los dados están cargados para muchos incendios forestales este año”, comentó el hombre que además ha estimado que el suelo en el occidente de Estados Unidos es el más seco desde 1895.

“Este verano vamos a entrar en la temporada de incendios con combustibles más secos que en esta época el año pasado”, agregó. No solo habrá vegetación y suelos secos, a esto se le sumarán las bajas precipitaciones: una combinación letal.

20 años de cambio climático

Foto: Twitter

Este clima de enorme sequía se ha venido generando por más de 20 años debido al cambio climático, lo que hace que todas las condiciones para avivar los fuegos más peligrosos se conjuguen, explicaron los especialistas. De hecho, la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica indicó que las precipitaciones en las Montañas Rocosas y al oeste fueron las segundas más bajas para un mes de abril.

Muestra de este alarmante panorama es que, según el Monitor Nacional de Sequía, actualmente más del 73% de California presenta un estado de sequía extrema o excepcional. Todo esto lo afirman basándose en mediciones de precipitación, temperatura, humedad del suelo y flujo de arroyos, reseñó The Associated Press.

California, Arizona, Nevada y Utah

Foto: Twitter

El año pasado más del 4% de la extensión de California se quemó y se espera que este año pueda ser peor; pero no es el único estado en riesgo. A pesar de que hace un año, Arizona, Nevada y Utah no presentaron sequía extrema o excepcional, este 2021 la historia es otra.

Según el monitor de sequía, hoy en día más del 90% de Utah, 86% de Arizona y 75% de Nevada registran niveles de sequía extremos. Incluso Nuevo México registra que más del 77% de su territorio se encuentra bajo sequía excepcional.

“Mala temporada de incendios”

Foto: AP

Los especialistas se han sincerado. Phil Dennison, científico de incendios de la Universidad de Utah, dijo: “Creo que el suroeste está realmente preparado para una mala temporada de incendios”, en especial porque las lluvias que estaban esperando nunca llegaron.

Mientas que Daniel Swain, meteorólogo de la UCLA y quien trabaja para el Centro Nacional de Investigación Atmosférica y The Nature Conservancy, comentó que para esta temporada de incendios hay dos factores clave: la humedad del suelo y las plantas secas. “¿La humedad del suelo es muy baja? ¿La vegetación es extremadamente seca? Absolutamente sí… Prácticamente en todas partes de California y el suroeste”, agregó. “Así que esa casilla está marcada a lo grande de manera que aumentará enormemente la potencial inflamabilidad de fondo”.

Temporada de incendios 2020

Foto: AP

En 2020, se incendiaron más de 15,800 millas cuadradas o 40,960 kilómetros cuadrados en Estados Unidos. Esto equivale al tamaño de los estados Maryland y Delaware juntos. Sin embargo, el año pasado hubo otras condiciones que empeoraron la situación, como dos intensas olas de calor y un aluvión de rayos poco común que cayó en California y trajo mucha chispa.

Los científicos esperan que esas situaciones no se presenten este año. De hecho, Swain dijo que un aluvión de rayos es un fenómeno que ha ocurrido pocas veces en la historia, por lo que es poco probable que se repita dos años seguidos, reseñó AP.

Curiosidades: Muere el roble azul

Fuego en Pacific Palisades marca inicio de temporada de incendios en California
Foto: AP

El cambio climático realmente ha ido transformando la naturaleza y ha contribuido a la mega sequía. Todo esto ha creado un panorama en el que las plantas con cada vez más vulnerables a los incendios.

Scott Stephens, profesor de ciencias del fuego en la Universidad de California, plantea un claro ejemplo. Los robles azules son una planta que suele ser tolerante a la sequía, pero cada vez más mueren entorno a la Bahía de San Francisco, en California. “No tienen acceso al agua. La humedad del suelo es muy baja. Cuando empiezas a ver morir el roble azul, eso llama tu atención”, dice.

Fuego en Pacific Palisades marca inicio de temporada de incendios 2021

Fuego en Pacific Palisades marca inicio de temporada de incendios en California
Llamas de incendio forestal en el área de Pacific Palisades de Los Ángeles el sábado 15 de mayo de 2021. Foto: AP

Un intenso incendio forestal en Pacific Palisades marcó el inicio de la temporada de incendios en California, generando también evacuaciones obligatorias en el área. En cuestión de horas el incendio empeoró y se extendió quemando 835 acres y las autoridades habían podido controlarlo. Este voraz incendio se ha convertido en el primero de esta magnitud y marca el inicio de la temporada.

El Departamento de Bomberos de Los Ángeles (LAFD) actualizó la información y expandió el rango afectado por el incendió, por lo que indicaron que “las órdenes de evacuación obligatoria” que habían publicado seguían vigentes y sin cambios ese fin de semana.

Comienza la temporada de incendios en California

Fuego en Pacific Palisades marca inicio de temporada de incendios en California
Foto: AP

El fuego inició en las montañas de Santa Mónica, cerca de Michael Lane y Palisades Court, el viernes por la noche. A pesar de ser incipiente, los bomberos actuaron colocando líneas de control, pero la tarde del sábado un brote reavivó las llamas que alcanzaron rápidamente las barreras.

Se había extendido por 100 acres, cuando los bomberos comenzaron a responder por tierra y aire para tratar de contener el fuego. No funcionaron estos esfuerzos, porque en pocas horas las llamas se habían extendido a 750 acres más, llegando incluso a poner en riesgo estructuras del área de Topanga Canyon, reseñó La Opinión.

Evacuaciones obligatorias

Fuego en Pacific Palisades marca inicio de temporada de incendios en California
Foto: Twitter

Ante la inclemencia de las llamas, las autoridades emitieron una alerta de evacuación. Según KTLA, tuvieron que abandonar sus casas los residentes ubicados el este del cañón, específicamente entre Community House y View Ridge, también los ubicados al norte de Entrada road, al sur de Oakwood y al este de Henry Ridge.

En total, hasta ahora, unos 1,000 residentes han tenido que ser evacuados por medidas de seguridad, mientras que este incendio de gran magnitud sigue vivo y se ha extendido ya a 835 acres de áreas verdes en California. Advierten que temporada de incendios en EEUU sería mucho peor que en 2020.